Plaza
Foto Cruz-Diez.com

Desde el 15 de octubre la pieza Entorno circular de transcromía (1965/2017) del maestro Carlos Cruz-Diez juega con la luz y los colores en la Plaza de la Concordia de París, al principio de la avenida de los Campos Elíseos.

La obra, abierta al público hasta el 18 de noviembre, fue instalada como parte de la Feria Internacional de Arte Contemporáneo de París 2019, una de las más grandes del mundo.

Este año el encuentro reúne en el Grand Palais a 199 galerías de arte moderno, contemporáneo y diseño de 29 países, con énfasis en el arte africano e iraní.

Sobre Entorno circular de transcromía (1965/2017), en el sitio web del maestro del color explican que es una estructura que invita al espectador a “redescubrir su entorno natural o urbano”.

“Diseñado para ser construido in situ y fuera de las paredes, el trabajo tiene en cuenta la realidad externa y la transforma mediante la sustracción del color gracias a las láminas transparentes que se mezclan”, añade.

A través de las láminas coloridas, se aprecian el cielo y los alrededores de la Plaza de la Concordia.

Con esta obra, Cruz-Diez despliega una concepción singular de la abstracción. La idea inició en 1969 cuando elaboró su primer “Proyecto para un entorno de color sustractivo”.

Representante cultural

El maestro del color falleció el 28 de julio a los 95 años de edad y dejó un legado fundamental para la historia del arte venezolano.

Se calcula que en el mundo hay 223 obras de Cruz-Diez en espacios abiertos. 157 de ellas están en Venezuela. La compañía In Situ Art Projects, filial del Grupo Odalys, adelanta un proyecto para verificar con detalle el estatus de cada pieza.

Carlos Cruz-Diez jr., hijo del maestro y director de Articruz de París, dijo que la familia del artista velará por que esté garantizado el cuidado de su obra, así como su difusión y estudio.

“La gente consideraba a Cruz-Diez como un representante cultural y artístico de Venezuela en el mundo. Otros lo veían como un ejemplo a seguir, en especial los jóvenes. Creo que es importante dar el mensaje de que, si bien mi padre partió, el país sigue contando espiritualmente con él a través de su legado, parte del cual son las obras que realizó en distintas ciudades del país y que es preciso restaurar porque son patrimonio de todos los venezolanos”, expresó.