Vargas

Las principales playas del estado Vargas se mantienen cerradas para bañistas y visitantes. La medida se debe a la inestabilidad climática en el Litoral Central que se registró desde la semana pasada.

Las autoridades indicaron que la situación ha originando olas consecutivas que sobrepasan los tres metros, reseñó AVN.

El director de Turismo del estado Vargas, Ernesto García, ofreció este martes un balance basado en los reportes suministrados por el Inameh y Protección Civil.

«La situación se detectó desde el pasado fin de semana, por lo que el gobernador Jorge Luis García Carneiro, en conjunto con todos los organismos de seguridad y prevención del estado, dio órdenes de prohibir que los bañistas ingresen a las diferentes playas de la entidad», indicó.

García recalcó que en las 64 playas de Vargas fueron desplegados más de 3.000 funcionarios de seguridad para prohibir el acceso a los bañistas.

«Hemos orientando a todos los prestadores de servicio que hacen vida en las diferentes playas del estado para que se encarguen de difundir la información entre aquellos bañistas que se acerquen intentando obviar la irregularidad», señaló.

Hace dos días el gobierno regional anunció que las playas del estado Vargas permanecerán cerradas hasta que cese el mar de fondo. Se trata de un fenómeno que se registra desde el pasado viernes en las costas venezolanas.

En ese entonces aclaró que el cierre de las playas por el mar de fondo solo se concentra en la utilización de la playa. «Es decir que los comercios de los  balnearios y los prestadores de servicio están operativos y prestos a atender a los bañistas. Lo que está prohibido es el ingreso a la playa».