Jefe del Comando Sur de EE UU: La crisis venezolana amenaza la paz regional
Foto: EFE

La Marina de Estados Unidos está lista para hacer lo que sea preciso en Venezuela, señaló un comandante este lunes, apenas semanas después de que el presidente Donald Trump dijera que consideraba un bloqueo naval del país caribeño.

El almirante Craig Faller, jefe del Comando Sur de Estados Unidos, hizo estas declaraciones en Río de Janeiro durante el comienzo del ejercicio militar marítimo Unitas, en el que participan anualmente nueve países de América Latina, además de Estados Unidos, Reino Unido, Portugal y Japón.

“No voy a detallar lo que estamos planeando y lo que estamos haciendo, pero permanecemos listos para implementar decisiones políticas y estamos listos para actuar”, aseguró Faller a los periodistas.

“La Marina de Estados Unidos es la más poderosa del mundo. Si una decisión política se toma para desplegar a la Marina, estoy convencido de que seremos capaces de hacer lo que sea preciso”, afirmó.

Trump intensificó las sanciones contra Venezuela este mes: ordenó congelar todos los bienes del gobierno en Estados Unidos y prohibió transacciones con sus autoridades. El anuncio vino días después de que Trump dijera que estaba considerando un bloqueo o cuarentena del país caribeño.

Faller señaló que las sanciones contra el régimen de Nicolás Maduro estaban surtiendo efecto y que el heredero político del fallecido Hugo Chávez estaba aislado.

“El foco del gobierno de Estados Unidos continúa siendo ejercer presión sobre un régimen ilegítimo para asegurarse de que haya una transición a un gobierno democrático y legítimo», agregó.

“Parte de ese foco es asegurarse de que la ayuda humanitaria pueda llegar a la gente que la necesita», indicó. Estados Unidos es uno de los más de 50 países que han reconocido como presidente interino de Venezuela a Juan Guaidó.

El país atraviesa una grave crisis con un cuarto de su población de 30 millones de personas necesitada de asistencia, de acuerdo con las Naciones Unidas. Desde 2015, también según la Organización de las Naciones Unidas, cuatro millones de venezolanos han dejado el país, para irse, principalmente, a países vecinos como Colombia.

El flujo hacia Brasil ha aumentado en los últimos años. El ejercicio marítimo de dos semanas en Brasil, en el que participan más de 3.300 funcionarios, envía un mensaje a Maduro y a otros aliados que no comparten los mismos valores, aseguró Faller.

“Los ejercicios marítimos envían un mensaje al mundo de cómo las democracias que trabajan juntas pueden hacer frente a una serie de amenazas complejas”, dijo. Con respecto a cómo Maduro debe reaccionar ante los ejercicios, Faller respondió: “No sé cómo ve las cosas Maduro”.