El Manchester United, pese a tener un penal de último momento, se llevó solo empate a un tanto con el Wolverhampton y dividió puntos en la segunda fecha de la Premier.

El equipo de Solskjaer llegaba a este compromiso con mucho optimismo, luego de  una goleada contra el  Chelsea con marcador de 4-0.

La primera mitad  se llevó con dominio absoluto de la entidad roja, mientras los lobos se limitaban a intentar contragolpear. En el minuto 27’, una gran acción entre Martial y Rashford daría al francés su gol 50 con el Manchester United.

La delantera roja pudo aumentar el marcador en varias oportunidades, pero la efectividad no estuvo de cara al gol.

Martial siguió generando peligro con sus individualidades y con su buena conexión con Rashford, pero sin alcanzar aumentar el marcador.

Ya para el segundo tiempo Wolverhampton se hizo del balón y comenzó a tomar el control del partido. En el 55′ llegó el empate, a través de Rúben Neves, que con un gran tiro a la escuadra derecha logró batir a De Gea.

Pogba pudo duplicar el punto. El encuentro pudo significar una segunda victoria del Manchester, una vez que el francés tuvo en sus botas los tres puntos para los de Solskjaer, con un penal al minuto 68.

Sin embargo, el mediocampista no pudo batir a Rui Patricio desde los once metros. Posteriormente los lobos fueron más en el compromiso, mientras los rojos seguían pensando en la jugada del penal.