niños venezolanos
Foto: Cortesía

Aproximadamente 1.100 niños venezolanos se encuentran en fundaciones, hogares sustitutos o bajo supervisión del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) debido a que han sido víctimas de violencias físicas, sexuales y abandonos, entre otros.

Tras el decreto de emergencia por el covid-19, la Fundación Casa de la Madre y el Niño comenzó a implementar un programa de hogares sustitutos para niños migrantes venezolanos.

Susana Vargas, coordinadora de proyectos especiales de la fundación, dijo al diario La Opinión que la iniciativa comsiste en brindar un hogar temporal a los menores de edad durante la pandemia, bajo la protección del Estado colombiano.

Las familias que acogen a los pequeños tienen que estar en buena condición física, mental, social y moral, y deben ser aprobadas por las autoridades. Ellos los cuidan como si fueran sus propios hijos, y les dan las atenciones, el amor y la importancia de vivir bajo una familia.

Las personas que pueden participar en el programa Hogar Sustituto Covid deben tener entre 25 y 55 años de edad. Pueden ser solteras o matrimonios, siempre y cuando tengan disponibilidad de tiempo para estar con ellos.

Los niños de nacionalidad colombiana estarán en esos hogares hasta que el Estado resuelva la situación jurídica, en un tiempo máximo de 6 meses. Aunque se podría prorrogar hasta por 18 meses.  Si no pueden ser reintegrados a su familia biológica, terminan con una medida de adoptabilidad.

Limbo jurídico

En el caso de los niños venezolanos, aunque son incluidos en el programa de hogares sustitutos, no puede resolverse su condición jurídica porque no hay relaciones diplomáticas entre Colombia y Venezuela.

Las autoridades no pueden buscar a familiares de los niños que se encuentren en Venezuela o decidir la situación legal en Colombia porque son extranjeros.

“Esta es una gran problemática porque son niños que van a quedar sin familia de manera vitalicia, mientras que no se logre una salida diplomática con Venezuela”, dijo Vargas.

La única solución es que el presidente colombiano les otorgue la nacionalidad a aquellos pequeños con permanencia prolongada en Colombia y que han sido abandonados en ese país.

 


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo