Rescataron a dos venezolanas secuestradas por coyotes en México
Fotos: Archivo

Las autoridades de México rescataron a Marián Cristina Soto Chourio y Andrea Paola Alaña Cuartín, dos venezolanas secuestradas por coyotes durante 12 días, junto con más de 100 migrantes.

Marián Cristina, en una llamada a su madre Nery Chourio, relató que el rescate fue como en las películas, reseñó el diario digital El Pepazo, que le hizo seguimiento al caso.

Ambas jóvenes fueron secuestradas el 5 de mayo mientras viajaban en el tren La Bestia hacia El Paso, Texas. Los secuestradores, bajo amenazas, exigieron 4.500 dólares por cada una para liberarlas.

Las familias, junto con amigos y personas solidarias habían logrado reunir el dinero necesario para el rescate. Durante su cautiverio, aseguraron, las jóvenes no recibieron malos tratos, aunque estaban amenazadas y sin sus pertenencias.

Marián contó que las autoridades irrumpieron en el lugar de cautiverio derribando puertas y ventanas.

«Eran entre una y dos de la tarde. En el sitio donde nos tenían se escuchaban ruidos, siempre era así y como nos custodiaban, nosotros nos manteníamos tranquilos sin hacer nada, más que para hacer alguna necesidad. Pero los ruidos fueron más seguidos, cuando de pronto tumbaron la puerta y la ventana al mismo tiempo. Yo no entendía lo que pasaba, tenía mucho miedo. Unos hombres armados me agarraron y me sacaron; bueno, a todos. Mami, el rescate fue como en las películas», narró Marián Soto a su madre.

En el caos, a los rescatados los llevaron a un camión y posteriormente a la Fiscalía en Durango, donde recibieron atención médica y declararon.

Nery Chourio expresó alivio y agradecimiento: «Dios escuchó nuestras oraciones y envió a ese ejército liberador».

Aunque aún no se sabe si Marián y Andrea regresarán a Venezuela o continuarán su viaje a Estados Unidos, lo importante es que están a salvo.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!