El presidente interino Juan Guaidó advirtió este martes a la comunidad internacional que el país se sumerge en una emergencia humanitaria compleja por problemas básicos, que han pasado años sin ser atendidos.  

“Estamos en medio de una crisis humanitaria compleja, estamos en camino a una catástrofe, a una emergencia humanitaria que pudimos evitar en el pasado. Los problemas no son solo de salud, de alimentación, de servicios públicos, y por ello debemos alertar a la comunidad internacional”, expresó Guaidó en la sesión ordinaria de la Asamblea Nacional.

El Parlamento acordó insistir ante los gobiernos aliados en la necesidad de ejercer más presión contra el oficialismo para que cesen sus actividades en el poder y atender la crisis humanitaria, que se agrava.

En el documento del Poder Legislativo se indica que se solicitará la construcción de un mecanismo de contraloría para garantizar la transparencia e independencia de las organizaciones involucradas en la entrega de ayuda humanitaria.