Guarenas Guatire coronavirus
Personal de salud del Hospital Luis Salazar Domínguez, en Guarenas. Foto: @martinlobaton1

Diana Hernández es médico neumonólogo. Vive en Guatire y pasa consulta en varios centros de salud de la zona. Advierte, alarmada, del incremento de casos de coronavirus en Guarenas y Guatire. Día a día, dice, se suman más y más, con cuadros complicados en los que los problemas respiratorios prevalecen.

“Esta mañana vi 12 pacientes, todos muy afectados. Desde hace 2 semanas el incremento no ha parado, algunos llegan y otros me llaman o me escriben para que los vaya a visitar a sus casas porque les es imposible trasladarse”, afirmó.

Clínicas de Guarenas y Guatire en emergencia por el coronavirus

Las clínicas de Guarenas y Guatire colapsaron. En algunas las hospitalizaciones han terminado de descalabrar el precario sistema sanitario. Muchos trabajadores de la salud, médicos y enfermeras, y asociados al sistema, como vigilantes y camareras, han caído afectados por el covid-19.

“En todas las cuadras de alrededor hay familias enteras encerradas en sus casas porque los agarró el coronavirus”, dijo Neida Parra, de 60 años de edad, trabajadora de una clínica. Habita en una populosa zona de Guatire.

“El señor de la bodega, cerca de aquí, fue el primero en enfermarse hace como dos semanas. Desde ese momento cada día se enferman varios por día. Esto es imparable”, manifestó.

El miedo hace mella en la psiquis de los ciudadanos. “Llevamos encerrados desde hace dos semanas. Solo salimos para lo estrictamente necesario. Ni siquiera he ido a trabajar porque me da terror contagiarme”, afirmó.

Protesta

Personal médico y de enfermería del Hospital Luis Salazar Domínguez de Guarenas, dependiente del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, protestó este jueves para exigir las condiciones adecuadas para tratar a los pacientes con coronavirus. Exigen protección y piden que los vacunen. Amenazaron con parar sus labores. Ya son varios días de reclamos, pero el régimen de Nicolás Maduro no los escucha.

“El sector salud está arriesgando su vida por cuidar de la suya. El luto es continuo en nuestro equipo. ¿Cuándo los ciudadanos van a entender que la salud es un derecho transversal al igual que la responsabilidad de defenderlo?”, indicó Ana Rosario Contreras, presidenta del Colegio de Enfermería de Caracas.

La cepa brasileña

En Nueva Casarapa, frontera entre Guarenas y Guatire, se detectó hace dos semanas la cepa brasileña del coronavirus. Murieron dos personas, una enfermera del Hospital Domingo Luciani, de Caracas, y su mamá. Vivían en el sector El Alambique de la urbanización.

En el lugar, en el que el servicio de agua corriente está limitado a dos o tres veces por semana, la Alcaldía del municipio Plaza, a cargo de Luis Figueroa, hizo una jornada de limpieza el sábado 6 de marzo. Lavaron pisos y desinfectaron áreas de algunos edificios, no todos. Desde esa fecha no se ha hecho más nada.

“Acciones oficiales son inconsistentes, no tienen lógica para la salud pública. Informan de una nueva amenaza en la parte baja de Nueva Casarapa (más de 5.000 familias), pero no suministran agua para prevenir el contagio”, denunció la Mesa Técnica de Agua del Conjunto Residencial El Tablón en su cuenta de Twitter.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo