Líder de la banda del barrio José Félix Ribas de Petare, desmiente a Maduro:
Foto: Cortesía

El líder de la banda del barrio José Félix Ribas de Petare, alias “Wilexis” aseguró este miércoles que “aquí nadie tiene contacto con la DEA”.

“Nosotros no somos políticos, yo Wilexis personalmente estoy luchando por la tranquilidad y la comodidad del barrio José Félix Ribas. Hay gente que está llegando de otras partes a sacar a las personas de sus casas para quedarse con sus pertenencias, solo queremos vivir tranquilos”, dijo el líder de ese sector en exclusiva para NTN24.

Asimismo, reiteró que no tiene contacto con ningún organismo extranjero. “No tenemos necesidad de tener contacto con gente de otro país. No tenemos necesidad de estar con la DEA. Tenemos que trabajar fuertemente para conseguir el sustento del hogar. La lucha es por la moral, los principios y la dignidad del barrio”.

Wilexis también aclaró que no está apoyando por el régimen de Nicolás Maduro, ni por el presidente interino de la República, Juan Guaidó. “Hay mucha gente que está preocupada por lo que está pasando, necesitan paz. Nadie está con la DEA. Yo no estoy patrocinado ni por Guaidó ni por Maduro”.

El líder del barrio José Félix Ribas explicó que los enfrentamientos en Petare se debe a que un grupo de personas llegaron a ese sector a sacar a los habitantes de sus viviendas sin explicación.

“Tenemos 10 días en enfrentamientos. Estamos defendiendo nuestra dignidad. No queremos más injusticias. Que se respeten los espacios y la comunidad”, manifestó.

Estas declaraciones se producen luego de que Nicolás Maduro pidiera a habitantes de Petare, en Caracas, «ir a la batalla» y mostró un video en el que José Alberto Socorro Hernández, Pepero, capturado en Macuto, estado Vargas, el fin de semana, declaró que parte del plan era generar levantamientos en las zonas populares.

Maduro aseguró que los hechos en ese sector de la capital en los últimos días «los coordinó la DEA como parte de la Operación Gedeón», apoyado por el gobierno de Estados Unidos.

Según el régimen, Pepero confesó que lo «contrató la DEA para provocar tiroteos entre narcotraficantes y bandas criminales armadas» en zonas populares de Caracas, con el propósito de desviar la atención sobre lo ocurrido en las costas venezolanas.

 

 


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo