Julio Borges, El Nacional
Foto: EFE

Julio Borges pidió este viernes a la comunidad internacional presionar al gobierno de Nicolás Maduro para que libere a los más de 200 presos políticos.

«La comunidad internacional debe presionar para que la dictadura libere a los más de 200 presos políticos que aún mantiene en cautiverio, pero sin olvidar la necesidad de justicia que hoy solo es posible con el proceso de la CPI (Corte Penal Internacional). Justicia, verdad y reparación merecen las víctimas», dijo Borges en Twitter.

En otro mensaje agregó que, según sus datos, «11 presos políticos han muerto bajo custodia de la dictadura de Nicolás Maduro», a la que acusa de ser criminal, de perseguir y asesinar a quienes piensan distinto, como fue el caso de Fernando Albán,  concejal que falleció en 2018 al caer de un décimo piso.

El caso de Albán fue polémico en Venezuela porque el gobierno afirmó que el opositor «se suicidó», una versión que también fue ofrecida en primera instancia por la Fiscalía.

La petición de Borges se da días después de que se conoció la muerte en prisión del exministro de Defensa Raúl Isaías Baduel, quien, según la Fiscalía, falleció por un paro cardiorrespiratorio a causa del covid-19, una teoría que la oposición y familiares rechazan.

La ONG Foro Penal, líder en la defensa de presos políticos, reportó que en Venezuela hay 260 ciudadanos detenidos por causa relacionadas con la política.

La ONG denunció a finales de septiembre que  entonces había 42 presos políticos que se encontraban en situación de salud crítica.

En los informes de salud que presentó se detallaron problemas musculares, fracturas graves, hernias e hipertensión arterial.

Datos de esa organización señalan que 10 personas consideradas presos políticos han fallecido desde 2014 en custodia del Estado


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!