Guaidó se siente frustrado de no haber logrado la diferencia, pero no se ha rendido
Foto: Federico PARRA / AFP

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, afirmó que la negación de lo que sucede en el país acabó, esto tras la publicación del informe de la misión de la ONU en el que se relatan los crímenes de lesa humanidad perpetrados por el régimen.

“Nos llena de dolor y pesar este informe que muestra casos de venezolanos violados, asesinados y desaparecidos por solo querer un mejor país”, dijo en una transmisión en vivo por redes sociales.

Y añadió: “Este informe reivindica y respalda la lucha del pueblo de Venezuela, de la Asamblea Nacional. Debo dar gracias a los venezolanos que dieron su testimonio para que el mundo supiera la verdad”.

Destacó que al entorno de Nicolás Maduro le quedó “muy claro que este es un régimen dictatorial: es momento de decidir de qué lado están, claramente están señalados en este informe”.

Guaidó ve más necesario que nunca el apoyo de la comunidad internacional para que, dijo, todos los países entiendan que en Venezuela no hay “una lucha de dos bandos políticos”, sino que una dictadura “desató una guerra en contra del ciudadano, de un pueblo indefenso”.

“Este informe debe terminar de abrir los ojos a gobiernos que se han puesto de alguna manera (a favor de Maduro) como México y Argentina. No pueden seguir apoyando a un violador de derechos humanos”, sostuvo.

Además, el opositor instó al sistema de Naciones Unidas a reflexionar sobre la silla que ocupa Venezuela, representada por el Ejecutivo de Maduro, en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

Crímenes

La misión internacional de la ONU para investigar la situación de derechos humanos en Venezuela concluyó este miércoles 16 de septiembre que Nicolás Maduro y sus ministros de Interior y Defensa están involucrados en graves crímenes de lesa humanidad, entre ellos torturas, cometidos por las fuerzas de seguridad.

En un informe de 443 páginas presentado por la misión de la ONU, se recabó el uso sistemático de la tortura y las ejecuciones extrajudiciales en el país.

Los crímenes más comunes han sido ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, detenciones arbitrarias y torturas, dirigidas, principalmente, a manifestantes, ciudadanos opositores o percibidos como tales y supuestos delincuentes.

 


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo