Foto Archivo

Juan Guaidó, presidente encargado de Venezuela, rechazó la detención de su tío, Juan José Márquez, presuntament por funcionarios de la DGCIM, que lo mantienen cautivo luego de su retorno al país.

Guaidó afirmó que privar a su tío de libertad «pone en evidencia la crueldad a la que están expuestas más de 380 familias de los presos políticos».

«Deben pagar el costo de la crueldad porque estamos del lado de la verdad y vamos a desmontar su farsa», advirtió a los responsables directos e indirectos de esa acción arbitraría.

Recordó los protocolos de seguridad de la comunidad europea con todos los pasajeros antes de abordar un avión.

«El protocolo de seguridad aeroportuaria de autoridades europeas es claro y estricto. Fue aplicado a cada pasajero que abordó el vuelo de TAP Lisboa-Caracas», advirtió.

Citando eficaz trabajo de inteligencia, expresó: «Tenemos pruebas de que la acción contra mi tío es consecuencia del enfrentamiento entre dos bloques políticos de la dictadura».

Y agregó: «Si el usurpador quiere imponer su matriz, tendrá que enfrentar la versión corroborada de un gobierno serio».

Guaidó manifestó que el régimen de Nicolás Maduro ha empezado a «canibalizarse». «Están divididos en sus objetivos y ahora no saben cómo salir de esta».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here