«Íbamos demasiadas personas», relató este viernes una mujer que sobrevivió al naufragio de una embarcación que trasladaba clandestinamente a migrantes venezolanos a Trinidad y Tobago, con resultado parcial de 2 muertos y 20 desaparecidos.

Yusbreilys Merchán, de 22 años de edad y comerciante informal, narró que viajaba con otras 33 personas en un bote pesquero que partió el martes de la localidad de Güiria, en el estado Sucre .

«Desde que salimos uno de los motores estaba fallando, pero nosotras insistimos y seguimos el viaje. Cuando estábamos llegando a la Isla de Patos (aproximadamente a 8 km de la costa venezolana) se apagó un motor y empezó a entrar agua», contó la joven en un audio difundido por su madre, Dalia Pino.

Merchán, que fue rescatada por su esposo, que no viajaba en la embarcación, es una de las nueve personas que, de acuerdo con Robert Alcalá, diputado a la Asamblea Nacional, fueron encontradas con vida el jueves.

Un video divulgado por la familia muestra cuando la joven, exhausta y envuelta en una cobija, es trasladada en una pequeña lancha de motor hacia Venezuela.

Merchán indicó que el peñero estaba a media hora de Trinidad y Tobago cuando el capitán decidió volver a la Isla de Patos, donde ocurrió el accidente.

El barco se desplazaba con una carga mayor de la que podía soportar, según algunos testimonios.

«Se le empezó a meter agua por el peso. Eso era ola y ola que se le metía al bote», rememoró. De acuerdo con su testimonio, en el barco había «maletas, bolsos y pimpinas de gasolina».

Fuentes oficiales han denunciado actividades de contrabando de combustible y oro con destino a Trinidad y Tobago, y organizaciones de derechos humanos han advertido sobre casos de tráfico de personas.

Alcalá informó este viernes a la AFP que hasta el momento han sido rescatados dos cadáveres, el de una joven de 16 años de edad y el de un hombre adulto.

El legislador afirmó que los sobrevivientes fueron rescatados del mar por pescadores que colaboran en las labores de búsqueda, en las que también participan las guardias costeras de Venezuela y Trinidad y Tobago.

Un reporte interno de la Guardia Nacional venezolana al cual tuvo acceso AFP indica que la «embarcación se volteó debido al fuerte oleaje cerca de la Isla de los Patos». Sin embargo, no hay un parte oficial de muertos o desaparecidos.

Alcalá indicó que el peñero zarpó clandestinamente de Güiria con 25 personas e hizo una parada en la comunidad de Río Salado para recoger más pasajeros.

La Oficina de las Naciones Unidas para los Refugiados, Acnur, expresó este viernes preocupación por los desaparecidos.

«Este trágico incidente pone de relieve los riesgos extremos que afrontan las personas refugiadas y migrantes en sus viajes por mar y otros movimientos transfronterizos, al tiempo que muestra la desesperación de quienes se ven forzados a huir de sus hogares», apuntó Acnur en un comunicado.

La declaración de Acnur de este viernes informó que más de 3 millones de personas han dejado el país desde  2015.

El Parlamento calcula que aproximadamente 60.000 venezolanos residen en Trinidad y Tobago, de los cuales, según Alcalá, más de un centenar se encuentran detenidos por falta de documentos.

En enero de 2018, murieron 5 venezolanos al naufragar una lancha en la que intentaban llegar a la isla de Curazao después de partir del estado Falcón. Otras 16 sobrevivieron.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo