Pensionados en el estado Portuguesa durmieron en cartones desde la noche de este jueves para cobrar el pago de la pensión en las diversas entidades bancarias.

Algunos de los adultos mayores no poseen tarjetas de débito por la falta de materia prima y, en consecuencia, tienen que dormir en las cercanías de las instalaciones de los bancos.

En otros estados del interior del país se han reportado largas colas para cobrar el pago de la pensión de 900 bolívares en efectivo. En diversas entidades bancarias de la Gran Caracas informaron que solo recibirán 180 bolívares.