Comerciantes del estado Vargas decidieron incrementar el precio de los productos cárnicos en la última semana de abril, luego del presunto anuncio del aumento salarial, reseñó La Verdad de Vargas.

Un kilo de carne aumentó de 11.000 bolívares a 17.500 bolívares; el pollo entero dejó de costar 7.500 bolívares el kilo para llegar a 9.000 bolívares.

“Considero que la carne y el pollo están caros y que la mayoría de las empresas públicas y privadas actualmente no han empezado a pagar el nuevo salario de 40.000 bolívares, que dicen apareció en Gaceta Oficial, como para que mis clientes puedan pagarlos», dijo Carmen Jiménez, dueña de  una carnicería.

Jiménez dijo que los elevados precios de los productos cárnicos se deben a que sus proveedores decidieron subirlos a raíz del presunto nuevo aumento presidencial.

“Estos precios son bajos en comparación con los que se presumen pudieran subir esta misma semana. El kilo de carne se podría montar en 20.000 bolívares”, indicó.

Con información de La Verdad de Vargas