Energía básica: Si bien la tendencia mundial es hacia las energías renovables, en nuestro caso serán consideradas, en una etapa posterior, a que se hayan solucionado los problemas básicos y se haya estabilizado la economía del país. De alguna manera, las energías alternativas podrían ser hasta un lujo en un país petrolero y con una fuente hidráulica como el río Caroní.

Sin energía eléctrica no hay PIB, por lo que hay que generar una matriz energética autosustentable en el tiempo, donde la inversión privada sea el motor de desarrollo. Si se tiene un río como el Caroní, que fue capaz de haber alimentado el 64% del PIB en las épocas de máxima producción, entonces hay que aprovecharlo al máximo y desarrollarlo aguas arriba (tomando el Caroní Medio y Caroní Alto y colocar plantas), considerando que se puede invertir con cierta tranquilidad ya que es un río noble que no se va a quedar sin agua en muchísimo tiempo.

El tema está en definir la matriz energética: decidir si queremos que lo hidroeléctrico se mantenga en el 60%, y mejorar y re-potenciar las plantas que ya existen y construir al menos dos nuevas.

El resto del desarrollo deberá ser térmico (principalmente gas y, lo menos posible, gasoil). El Caroní no se va a mover, y eso significa que hay que transportar la energía hacia los centros. La hidráulica es una energía muy barata y se encarece por el transporte. Mientras que la térmica es mucho más cara, pero se compensa con bajo costo de transporte porque se construye cerca de los centros de consumo (centros de carga). Los nuevos desarrollos deben ir asociados a optimizar los costos de transporte, acercándolo a los centros productivos.

Toda la energía de los grandes productores va a un sistema único que se llama “interconectado” y que se soporta en la potencia de los sistemas de transmisión. Grandes masas de electrones se transportan en una red troncal, y van bajando mediante transformadores en baja para pasar a sistemas de sub-transporte y distribución mayorista y minorista.

El más caro es el sistema interconectado, por lo que hay que desarrollar sistemas de generación regional y local. Para que funcione, esa grilla eléctrica tiene que tener incentivos económicos, ya que cada planta de generación funciona con unos costos: las plantas muy mal mantenidas tendrán costos muy altos, porque para la misma capacidad instalada tendrá consumos más caros; contrario a lo que ocurre con las más nuevas y mejor mantenidas.

Criterio de costos (explicación): Quienes manejan el despacho de energía deciden qué plantas se despachan primero: al principio la de menor costo y luego las más caras. El deber ser en Venezuela, es que se despachen primero las plantas hidráulicas y luego las térmicas -desde la más eficiente a la más deteriorada-, a medida que se vaya incrementando la carga –que es la demanda-, el centro de ejecución las va despachando. Todo es instantáneo, el transporte ocurre en micronésimas de segundos.

A una empresa privada, a diferencia del Estado, le interesa que la despachen porque de ahí provienen sus ingresos. Por lo cual tienen que tener costos bajos, lo que significa, o bien una mejor tecnología, o bien un buen mantenimiento, o ambas simultáneamente. Por eso, el capital privado le induce automáticamente eficiencia al sistema, a diferencia que, cuando son del Estado, no hay un doliente al que le importe.

Criterio de tarifas (subsidios): Las tarifas son los montos que deben pagar los clientes y usuarios a las empresas prestadoras del servicio eléctrico. Con esos ingresos, la compañía debe cubrir, no solamente el costo de operar, sino también el mantenimiento, actualizaciones tecnológicas y nuevas inversiones; además de la retribución al capital.

Las tarifas no serán iguales para todos los clientes y estarán segmentadas por zonas, por niveles de ingreso y, por supuesto, por la utilización entendida de la energía, ya sea residencial, comercial, industrial y especializada.

El costo del transporte debería estar claramente reconocido en el perfil de la tarifa, de forma tal que, en un ambiente de competencia entre proveedores de servicio eléctrico, el cliente privilegie a aquella que tenga una mezcla óptima de generación, transmisión y distribución.

No hay que perder de vista el concepto de subsidios, que acompañen a las personas en situación de pobreza en su tránsito hacia una mejor calidad de vida. Este concepto de subsidio puede ser extensivo a las empresas en el caso de sectores que requieran apoyo e incentivos.

Desde el lado de la empresa, la eficiencia en costos será una fuente adicional de beneficios, que se logrará siendo despachada como la planta de más bajo costo. Al tratarse de un servicio público, el rol del Estado debe estar asociado a la máxima regulación posible, tratando de evitar el conflicto de ser regulador y regulado cuando es propietario de una empresa eléctrica. Por consiguiente, la Ley Eléctrica debe modificarse reformulando la institucionalidad y generando los incentivos a la calidad y la eficiencia.

Noticias destacadas

  • La oposición venezolana rechaza posponer la fecha de las primarias. Comisión de Primaria solicita al CNE “apoyar la elección tal como está configurada”. La comisión solicitó al CNE apoyar la primaria permitiendo disponer de centros de votación oficiales (instituciones educativas) como complemento o sustitución de algunos de los ya conseguidos. También pidieron contar con la facilitación del CNE para informar al Ministerio de la Defensa, al Ministerio de Relaciones Interiores y otros órganos con competencia en materia de seguridad y orden público.
  • Cabello responde a Comisión de Primaria por solicitud al CNE: Ni Plan República ni escuelas. Chavismo afirma que la primaria opositora es tutelada por Estados Unidos.
  • CNE se adjudica «competencia exclusiva» en elecciones como respuesta a la CNP. CNE ratifica propuesta de apoyo con cambio de fecha y voto automatizado.
  • Luis Ratti amenaza con ir al TSJ si la Comisión Nacional de Primaria rechaza apoyo del CNE.
  • Exportaciones de petróleo de Venezuela alcanzan el segundo promedio más alto en el año. En julio Venezuela aumentó sus exportaciones de petróleo a Estados Unidos. El país se ubicó como el noveno proveedor de crudo a Estadois Unidos, por detrás de Canadá, México, Arabia Saudita, Irak, Colombia, Ecuador, Brasil y Nigeria.
  • Javier Milei le pidió perdón al papa Francisco: “Lo voy a respetar como jefe de Estado y líder de la Iglesia”.
  • Josep Borrell, en Kiev: «Si Rusia gana la guerra, la UE está en peligro» (bueno… por eso es que están resteados con Ucrania y no permitirán a Rusia salirse con la suya).

Lo que no fue noticia (y debería serlo)

  • Que vuelven a sonar los tambores de guerra con Estados Unidos, esta vez por el tema Guyana. Es de esperar que no seamos nosotros los que lo comencemos. Porque una vez arrancado, así parezca una causa justa, ya no tendrá vuelta atrás y habrá un antes y un después. Cuidado con la tentación de “malvinizar” el conflicto.
  • O que la oposición verdadera, que es la que está organizando las primarias, no tiene vuelta atrás en su iniciativa de primarias tal como fueron diseñadas. Y digo verdadera, pues es la única que tiene pueblo respaldándolos. El resto es un juego de cúpulas y cogollos, sin poder propio, pero con negocios dudosos.
  • Ni que el “despertar” de China aún se basa en indicadores aislados que no generan una señal sólida de reactivación. Pero como con todo en economía, las expectativas son las que mueven los mercados. Esta vez parecen positivas y anuncian subas en el precio del petróleo, pero la próxima semana, pudiera ocurrir lo opuesto.
  • Tampoco que siguen sin verse cambios en el rumbo económico que la revolución retomó a mediados del año pasado, que nos arrastró a la caída del consumo que empujó a la recesión y al aumento de inventarios, con freno en el flujo de caja. Hay movimiento, pero ni políticas, ni resultados positivos. Seguimos cayendo todos los días.

Mail: [email protected]   Instagram: @benjamintripier    Twitter: @btripier

 


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!