En 2005 se estrenó The  skeleton Key  (La llave maestra)  protagonizada por Kate  Hudson, Gena Rowlands y Peter Sarsgaard, cuyo trasfondo guarda estrecha relación con la serie de Netflix Detrás de sus ojos.  Claro que cuando comencé a verla no lo sabía. En el último episodio fue evidente que esta ficción que parecía una historia de amor, desamor, obsesiones y relaciones tóxicas tenía todo eso, pero también algo más, que la trasforma, sobre todo hacia el final, en una obra sorprendente o ridícula, según la perspectiva personal de cada espectador.

La llave maestra o The skeleton key  también sorprende al final y aunque su justificación no es exactamente la misma de Detrás de sus ojos, sí es mucho lo que se parecen. No voy a contar las motivaciones de una u otra porque equivaldría a revelar el final, pero sí puedo decir que ambas obras (tanto la película como la serie) tienen en su desenlace su mayor mérito.

Detrás de sus ojos, la serie de Netflix, cuenta con seis episodios que te sumergen en la historia personal de una madre soltera, su hijo y un matrimonio peculiar. Bajo el formato de thriller psicológico es mucho lo que logra desde el inicio, principalmente por las relaciones que surgen entre los personajes.

La serie inicia siendo algo así como Atracción fatal (1987), donde la protagonista (Alex interpretada por Glenn Close) tiene actitudes totalmente desequilibradas aunque en apariencia lleva una vida normal. En la serie de Netflix hay bastante menos violencia física. Lo que más podemos presenciar es la manipulación y el abuso psicológico propio de las relaciones tóxicas.

La mente humana es frágil e influenciable, nuestros deseos y necesidades siempre nos hacen buscar soluciones. Los personajes de esta serie tratarán de hacerlo, encontrando motivaciones poco efectivas a problemas graves cuya resolución es mucho más compleja de lo que parece.

Desde los primeros episodios, contados en retrospectiva, será muy fácil adivinar que el pasado de los protagonistas, sobre todo del matrimonio, está lleno de situaciones complicadas, de secretos oscuros que debemos conocer para entender el camino que tomarán los acontecimientos.

No es mucho lo que ocurre en la serie, más bien la forma en que ocurren los acontecimientos es lo que marcará la diferencia, no solamente para los personajes principales, para nosotros, los espectadores que deseamos comprender mejor las circunstancias que se presentan.

Los laberintos de la mente y el poder que tiene para transformar la realidad son un tema implícito en esta historia donde el amor es una excusa para construir y también para destruir. El mundo personal de los personajes, sus adicciones y problemas, sus aspiraciones y carencias, la calidad de sus sentimientos y la ética individual influirá mucho a la hora de tomar decisiones que van a llevarlos a vivir una historia a ratos sórdida y absurda.

En Detrás de sus ojos, el tema de los sueños, el inconsciente, la magia y las posibilidades infinitas que ofrecen esos universos son algunos temas que generan interés y nos brindan la posibilidad de descubrir otras perspectivas de la realidad en el mundo de los protagonistas.

Al igual que en la película protagonizada por Kate Hudson, el final enrrevesado de Detrás de sus ojos puede generar confusión, sin embargo, si estás atento a los últimos dos episodios, será muy fácil entender, no te lo voy a contar, la aventura es descubrirlo.

@luisauguetol


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo