Rick Scott, gobernador del estado de Florida, expresó que se une a la comunidad venezolana en el deseo del restablecimiento de la democracia en el país.

 “Después de años de opresión el pueblo venezolano merece libertad, paz y democracia”, indicó el gobernador.

La declaración de Scott ocurre luego de la firma de una ley que prohíbe, al estado de Florida, invertir en compañías que realicen negocios con el gobierno de Nicolás Maduro.

La ley 359, que entra en vigor el 1 de julio, prohíbe a la Junta de Administración Estatal (SBA) “invertir en acciones, títulos de deuda u otras obligaciones” con cualquier compañía en Estados Unidos que haga negocios con el gobierno de Venezuela.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo