Médicos venezolanos
Foto Cortesía Correio da Venezuela

Más de 40 profesionales de la medicina, entre médicos, enfermeros y bioanalistas lusovenezolanos, quieren sumarse al Sistema Nacional de Salud portugués. La intención es colaborar en la prevención y lucha contra la pandemia del coronavirus.

Christian de Abreu, vocero de la Asociación de Médicos Luso Venezolanos, envió este fin de semana un carta a la Dirección General de Salud para ponerse a la orden para hacerle frente a una crisis en Portugal. Al día de hoy, esta pandemia ha dejado 2.995 contagiados, 43 muertos y 22 recuperados en ese país.

«Hice llegar al gobierno portugués nuestra buenas intenciones. Solo les pedimos a las autoridades que reconozcan las habilitaciones de profesionales para que después de la pandemia puedan tramitar su cédula profesional en la orden respectiva», indica De Abreu.

Este profesional es médico cirujano y tiene 36 años de edad. Es egresado de la Universidad de los Andes y llegó a Portugal hace 10 meses huyendo de la crisis venezolana.

El médico destaca que muchos de sus compañeros, como él, salieron del país por la situación que se vive en Venezuela desde hace años. Dijo que la mayoría de sus colegas se vio en la necesidad de buscar reconocimiento de su carrera en otros países de la Unión Europea, donde el proceso burocrático es menos engorroso.

De Abreu considera que el gobierno de Portugal está en una situación muy difícil porque, entre otras cosas, falta personal médico. «De hecho, han contratado profesionales españoles», asegura.

«Nosotros queremos que el sistema de salud se fortalezca porque la crisis será muy grande y necesitará contar con todos. Es necesario, en este momento, acabar con la burocracia. Eso es lo más importante», destaca.

El médico venezolano espera que la respuesta del gobierno portugués sea positiva. «La lucha de todos los profesionales de la medicina que estamos acá, portugueses o venezolanos, es evitar que la pandemia convierta al país en otra Italia. Tenemos los conocimientos y queremos aportar«, concluyó.