Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), pidió este jueves a la comunidad internacional sanciones cada vez más duras al gobierno y al sistema económico venezolano para forzar al presidente Nicolás Maduro a unas negociaciones serias que permitan un proceso electoral con garantías.

«El camino diplomático que queda por delante es el camino de las sanciones y creo que tienen que haber sanciones cada vez más duras que permitan que el régimen venezolano estructure y permita un proceso electoral claro, la construcción de un sistema electoral garantista», dijo a un grupo reducido de medios, entre ellos EFE.

«Aún hay espacio para la vía diplomática, que en este momento implicaría negociaciones serias para la democratización y el aumento de sanciones contra los personeros del régimen y/o el aparato económico y financiero», explicó Almagro.