Imagen referencial

Para los padres, uno de los aspectos -en teoría- más tranquilizadores del coronavirus es que en gran medida salva a los niños y solo causa síntomas leves. Pero los informes recientes de un nuevo síndrome inflamatorio pediátrico potencialmente mortal preocupan a muchas familias.

Niños en Europa, Gran Bretaña y ahora Estados Unidos están siendo hospitalizados por esa misteriosa enfermedad, que puede dañar el corazón y otros órganos de los niños, que a menudo requieren cuidados intensivos, según The New York Times.

De acuerdo con el gobernador Andrew Cuomo, hasta el 12 de mayo Nueva York estaba investigando 102 casos de ese síndrome y 3 muertes. Hasta ahora también se han informado de casos en otros 14 estados.

Afortunadamente el nuevo síndrome todavía es bastante raro y es tratable, y la mayoría de los niños que lo desarrollan se recuperan por completo. Esto es lo que los padres deben saber y qué deben hacer si están preocupados por la salud de sus hijos.

Los médicos sospechan que covid-19 está involucrado, pero no están seguros

Nadie sabe con certeza si el nuevo síndrome, que ahora se llama síndrome inflamatorio multisistémico pediátrico, o PMIS, está relacionado con el coronavirus, pero muchos médicos piensan que sí. «Creo que esto está relacionado con covid», dijo la doctora Eva Cheung, cardióloga pediátrica y especialista en cuidados críticos en el NewYork-Presbyterian Morgan Stanley Children’s Hospital, que hasta ahora ha tratado a más de 35 pacientes con el síndrome.

La mayoría de los niños que se han enfermado en Nueva York han dado positivo en la prueba de infección activa con covid-19 o han tenido anticuerpos que sugieren que estuvieron expuestos al virus en algún momento. Algunos niños dieron negativo tanto para la infección activa como para los anticuerpos, y no está claro qué significa eso. Es posible que estas pruebas negativas fueran inexactas, dijo Cheung, porque muchas pruebas de anticuerpos contra el coronavirus no son confiables.

Sin embargo, lo interesante es que la mayoría de los niños que se han enfermado, incluso aquellos cuyas pruebas indicaron exposición previa al coronavirus, no informaron haber tenido una enfermedad respiratoria reciente. Esto sugiere que esos niños estuvieron expuestos al coronavirus, pero no se enfermaron o que tenían síntomas muy leves, dijo el doctor George Ofori-Amanfo, jefe de división de medicina pediátrica de cuidados críticos en el Hospital de Niños Mount Sinai Kravis.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo