Cientos de emigrantes venezolanos se quedaron varados en la frontera de Ecuador, luego de que el gobierno de ese país modificara el plan de migración que ahora los obliga a presentar su pasaporte para poder ingresar.

Muchos migrantes aseguran que no pueden regresar a Venezuela porque vendieron todas sus pertenencias para buscar una mejor calidad de vida en otro país. Las personas en la frontera piden comprensión por parte del gobierno ecuatoriano.

“Venimos a trabajar, a pedir la ayuda de alguien porque no tenemos gobierno en nuestro país”, dijo Danelis Flores.

A causa del masivo éxodo de venezolanos, el gobierno de Ecuador tomó medidas de control en las fronteras y decretó que solo se permitirá el ingreso de aquellas personas que presenten un pasaporte. Esta medida se tomó en vista de que el país recibía aproximadamente a 5.000 venezolanos diariamente.