Varios caminantes venezolanos que transitan entre Cúcuta y Bucaramanga han sido deportados por la policía y funcionarios de Migración Colombia.

Luego de la reapertura de los puentes internacionales, se han incrementado los controles migratorios en la zona.

A quienes transitan por la ruta les piden el Permiso Especial de Permanencia o el Permiso de Tránsito Temporal, que les permite estar por quince días en el territorio colombiano cuando su destino es otro país.

La otra alternativa es la presentación del pasaporte sellado con visa de turismo, que le otorga al extranjero la posibilidad de permanecer legalmente hasta tres meses en el territorio colombiano.

El director de Migración Colombia, Cristhian Krüger, indicó que 250.000 venezolanos han recibido el permiso que legaliza su tránsito por el territorio colombiano durante 15 días. La idea es que todo caminante en ruta a un tercer país cumpla con la solicitud y la presentación del documento.

El PTT se obtiene en las oficinas de Migración Colombia, en las fronteras de ambos países.

Con información de La Nación