Foto referencial

Un importante científico de Estados Unidos señaló que las personas no deben contar con el desarrollo inmediato de una vacuna contra el covid-19, dado el aumento de enfermos, que se contabilizó en aproximadamente 5 millones.

William Haseltine, el innovador investigador de proyectos de cáncer, VIH/sida y genoma humano, dijo que el mejor enfoque para la pandemia es controlar la enfermedad a través del rastreo cuidadoso de infecciones y medidas estrictas de aislamiento cada vez que comienza a propagarse, señaló The Guardian.

Dijo que si bien podría desarrollarse una vacuna, «no contaría con ella», e instó a las personas a usar máscaras, lavarse las manos, limpiar superficies y mantenerse a distancia.

«No escuchen a los políticos que dicen que tendremos uno para cuando lleguen las reelecciones. Tal vez lo haremos, pero solo digo que no es un caso de golpe a golpe de ninguna manera. Porque cada vez que las personas han tratado de hacer una vacuna, para SARS o MERS, en realidad no está protegida».

«Las vacunas desarrolladas previamente para otros tipos de coronavirus no lograron proteger las membranas mucosas de la nariz, donde el virus generalmente ingresa al cuerpo», explicó.

Estados Unidos y otros países no han hecho lo suficiente para «aislar por la fuerza» a las personas expuestas al virus, dijo Haseltine, pero elogió los esfuerzos de China, Corea del Sur y Taiwán para frenar las infecciones.

Haseltine comentó que Estados Unidos, Rusia y Brasil, que ocupan el primer, segundo y tercer lugar por infecciones, han hecho lo peor.

A medida que las infecciones globales superaron los 5 millones, Brasil informó un récord de 19,951 casos este miércoles, según el Ministerio de Salud, llevando las infecciones totales a 291,579. Si la tendencia continúa, el país pronto superará los casos de Rusia (308,705).

Mientras tanto, el Ministerio de Salud de Brasil emitió nuevas pautas para el uso más amplio de medicamentos antipalúdicos en casos de coronavirus leve, un tratamiento promocionado por el presidente Jair Bolsonaro en desafío a los expertos en salud pública que advierten sobre posibles riesgos para la salud.

El ministro interino de salud, Eduardo Pazuello, un general del Ejército, autorizó el uso después de que dos médicos abandonaron el trabajo principal del ministerio bajo presión para promover el uso temprano de cloroquina e hidroxicloroquina.

Las nuevas pautas sugieren la dosificación de los antipalúdicos junto con el antibiótico azitromicina al inicio de los síntomas. Los pacientes o los miembros de la familia deberán firmar una exención que reconozca los posibles efectos secundarios.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo