Rusia envió una delegación de alto nivel a Venezuela para consultar a funcionarios gubernamentales sobre un plan para frenar el colapso económico de un aliado clave del Kremlin, reseñó Bloomberg.

El ministro de Finanzas, Andrey Lavrov, dijo que la delegación rusa, incluido el viceministro de Finanzas, Sergey Storchak, se reunirá con funcionarios locales para ayudar a diseñar estrategias.

El equipo ruso «proporcionará asistencia a Venezuela en el desarrollo de medidas para administrar la economía en una situación de crisis», dijo, sin dar más detalles.

De acuerdo con el portal, la delegación rusa planea reunirse con el banco central y el Ministerio de Economía y Finanzas de Caracas para discutir formas de reconstruir las reservas internacionales agotadas de Venezuela.

Lea la nota completa en Bloomberg