Las presuntas gestiones del gobierno español de Mariano Rajoy con un ex ministro chavista fueron reveladas este miércoles en España luego de que se filtraran unas grabaciones.

Las conversaciones tendrían por objetivo la obtención de información sobre el financiamiento del chavismo para la formación de Podemos.

Las grabaciones, publicadas en el diario digital moncloa.com, revelan una reunión mantenida en el Consulado de España en Nueva York entre el ex inspector de policía José Ángel Fuentes Gago y otros dos agentes con Rafael Isea, quien llegó a ser ministro de Finanzas en el gobierno del presidente fallecido Hugo Chávez.

En la reunión, Isea firmó una declaración para avalar la validez de un documento sobre la financiación de Venezuela a la Fundación CEPS, de la que nació el partido español Podemos, por importe de 7,1 millones de euros (cerca de 8 millones de dólares al cambio actual).

Las grabaciones revelan que, antes de esa firma, los policías ofrecieron a Isea una nueva identidad para él y para su familia.

«Yo he hablado con el ministro del Interior español y el ministro ha hablado con el presidente español», dice en uno de los audios Fuentes Gago, en referencia a Jorge Fernández Díaz, en aquella época responsable español de Interior, y al ex jefe del Ejecutivo Mariano Rajoy.

«Yo solo tengo un mandato aquí, o sea, acompañar a estas personas y decirle a usted que me diga los nombres de las personas que quiere que documentemos en España y que le demos una nueva identidad o una nueva vida. Eso es mi compromiso. Yo vengo aquí con ese mandato. Usted me lo dice y lo hacemos», añade.

En otro momento de la conversación, el mismo inspector ofrece la implicación de la policía española para sacar de Venezuela a su familia. «Eso al máximo nivel está garantizado. Se lo digo a usted», se puede escuchar en el audio.

La reunión se celebró en el momento de bloqueo político en España posterior a las elecciones generales de diciembre de 2015, cuando ya se había hecho público un informe de supuesta financiación a Podemos desde Venezuela e Irán.

Los informes sobre la financiación a Podemos o sobre pagos del gobierno venezolano a Pablo Iglesias en el paraíso fiscal de Islas Granadinas fueron publicados en varios medios de comunicación, pero no tuvieron ningún recorrido judicial en su momento.