Matthew Furlong, un joven británico de 25 años de edad, logró ser admitido en la Policía de Chesrine, Reino Unido, luego de ser rechazado por ser blanco y heterosexual por el sistema de ingreso.

El diario británico The Telegraph reseñó la historia de Furlong, quien expresó su deseo de seguir los pasos de su padre, ingresar en el cuerpo de seguridad del condado. Al momento de hacer la aplicación hace dos años, fue rechazado por sus estándares de color de piel y orientación sexual, lo que generó escándalo en la sociedad británica.

En los últimos años, la policía local intenta ser inclusiva e incentivar la pluralidad de sus integrantes. Sin embargo, un tribunal en Reino Unido señaló que las políticas implementadas en la prueba fueron discriminatorias.

“La discriminación positiva debe ser aplicada correctamente para asegurar que se sigue reclutando a los candidatos en base a su mérito por encima de todo”, exhortó una abogada sobre el caso.

Con información de ABC