Guillermo Lasso regresará a Ecuador tras cirugía de párpado en EE UU
El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso. Foto: EFE/Javier López

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, aceptó la renuncia de los ministros de Economía, Salud y Minisy tomará juramento a los nuevos titulares de esas carteras este mismo martes, según confirmó la Secretaría General de Comunicación de la Presidencia.

En un comunicado puntualizó que Lasso aceptó las dimisiones de Simón Cueva (Economía y Finanzas), Ximena Garzón (Salud Pública) y Marcelo Cabrera (Transporte y Obras Públicas).

Asimismo, el gobernante aceptó la renuncia del titular de la Secretaría de Educación Superior, Ciencia y Tecnología e Innovación, Alejandro Ribadeneira.

Lasso tomará juramento a sus nuevos colaboradores este mismo martes a las 17:00 hora local (22:00 GMT), de acuerdo a lo avanzado por la Secretaría General de Comunicación.

Protestas en Ecuador

Las dimisiones se producen poco después de que Lasso afrontara una movilización indígena y campesina que duró dieciocho días, en contra de la carestía de la vida, y que terminó tras la firma de un acuerdo con el compromiso de analizar en mesas de diálogo las diez exigencias de los manifestantes.

El jueves se instará una mesa técnica para definir la hoja de ruta de los diálogos.

El acuerdo que terminó con las protestas incluyó una rebaja en el precio de las gasolinas subsidiadas y el compromiso del gobierno para frenar la expansión de las actividades petroleras y mineras en territorios indígenas, sobre todo en la Amazonía.

Las demandas también se relacionaban con el deterioro en el sistema de salud y recogía la queja sobre la falta de medicinas e insumos en las unidades de atención del Estado.

Durante la protesta, el presidente de Ecuador había declarado la emergencia en el sector sanitario.

Las movilizaciones se saldaron con 6 fallecidos, entre ellos un militar, y unos 500 heridos entre manifestantes y fuerzas del orden.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!