incendio Kuwait
EFE/EPA/NOUFAL IBRAHIM

Cerca de 40 personas murieron y más de una decena resultaron heridas de diversa consideración en un incendio este miércoles en un edificio en el sur de Kuwait, informó la Policía del país árabe del golfo Pérsico.

Un general del Ministerio de Interior kuwaití, citado por la agencia oficial de noticias del país, KUNA, explicó que el incendio se produjo a primeras horas de la mañana, por causas hasta ahora desconocidas, en el distrito de Al Manqab, en la gobernación de Al Ahmadi, al sur de la capital kuwaití.

«Más de 35 personas murieron en ese edificio, en su mayoría por asfixia», dijo el director de Pruebas Forenses del Ministerio de Interior, general Eid Al Qwaihan, e indicó que «al menos 15 heridos fueron trasladados a los hospitales, cuatro de ellos fallecieron» posteriormente.

Al Qwaihan, citado también por la televisión estatal kuwaití, apuntó que equipos de bomberos han controlado el incendio y ahora «se está intentando identificar a las víctimas», por lo que se desconoce de momento sus nacionalidades.

«Es un recuento preliminar (…) un equipo de emergencia, entre cuyos miembros hay especialistas forenses, están trabajando en el edificio, y las víctimas serán identificadas aquí o en los hospitales», recalcó.

Varios medios locales difundieron imágenes en los que se puede ver un edificio de seis plantas de donde se elevaban columnas de humo negro.

Los incendios son frecuentes en Kuwait en los meses de verano debido a las altas temperaturas que caracterizan la región del golfo Pérsico, y que en ese país alcanzan en ocasiones los 50 grados centígrados.

Kuwait cuenta con una población de unos 4,2 millones de habitantes, dos tercios de ellos son migrantes y expatriados que trabajan en el pequeño pero rico país del golfo, que suelen ser en su mayoría originarios de países asiáticos.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!