Elliot Ambrams, representante especial para Venezuela, hizo referencia a la visita de la alta comisionada de los Derechos Humano, Michelle Bachelet, a Venezuela durante los días 19, 20 y 21 de junio.

Indicó que espera que el informe que debe entregar Bachelet, el próximo 5 de julio, revele los «brutales tratos que sufren las víctimas del régimen de Nicolás Maduro todos los días”.

Asimismo, criticó la posición del régimen: “En vez de preocuparse por los millones de pobres y enfermos ciudadanos con hambre, el régimen de Nicolás Maduro invierte millones de dólares en insumos militares”.

Desestimó los contratos adquiridos entre Venezuela y Rusia para hacer contribuciones en materia militar y el aporte petrolero que hace el país a Cuba. Reiteró que hay cubanos en el país para mantener al régimen en el poder.

Abrams resaltó que mientras Estados Unidos envía un barco hospital para atender los migrantes venezolanos, los rusos envían asesores militares.

Afirmó que espera que Venezuela pronto pueda tener elecciones libres, lo que catalogó como una “simple solución para la crisis del país”.