dolor de garganta

El dolor de garganta o faringitis es una picazón o irritación de la garganta que puede empeorar al tragar, la causa más común de dolor de garganta es una infección viral, como un resfriado o una gripe y suele resolverse por sí solo.

Los virus que causan el resfriado común y la gripe, también ocasionan en su mayoría el dolor de garganta; las enfermedades virales que causan dolor de garganta son el resfriado común, gripe, mononucleosis, sarampión, varicela, covid-19 o crup. Sin embargo, otras causas incluyen infección bacteriana, alergias, sequedad, irritaciones, tumores, cambios bruscos de temperatura, entre otras afecciones.

Síntomas del dolor de garganta

Los síntomas del dolor de garganta pueden variar según la causa, los más comunes suelen ser:

  • Dolor o sensación de picazón en la garganta
  • Dolor que empeora al hablar
  • Dificultad para tragar
  • Inflamación de la garganta
  • Ganglios inflamados y adoloridos en el cuello o la mandíbula
  • Amígdalas hinchadas y rojas
  • Manchas blancas o pus en las amígdalas
  • Vías respiratorias cerradas
  • Voz ronca o apagada

Sin embargo, las infecciones que causan dolor de garganta pueden provocar otros signos y síntomas, que pueden ser: fiebre, tos, rinorrea, estornudos, dolor de cuerpo, dolor de cabeza, náuseas o vómitos.

¿CÓMO PREVENIRLO?

La mejor forma de prevenir los dolores de garganta es evitar los gérmenes que los causan y practicar una buena higiene. Estos son algunos consejos a seguir:

  1. Lávese las manos minuciosamente y con frecuencia, especialmente después de ir al baño, antes de comer y después de estornudar o toser.
  2. Evite compartir alimentos, vasos o utensilios.
  3. Tosa o estornude en un pañuelo de papel y tírelo o en su codo.
  4. Use desinfectantes para manos a base de alcohol como alternativa a lavarse las manos cuando no haya agua y jabón disponibles.
  5. Evite tocar los teléfonos públicos o los bebederos con la boca.
  6. Limpie regularmente los teléfonos, los controles remotos de TV, entre otros.
  7. Evite el contacto cercano con personas enfermas.

Cambios en el estilo de vida

  • Duerma lo suficiente y descanse bien
  • Beba líquidos para hidratar la garganta 
  • Evite la cafeína y el alcohol
  • Consuma alimentos y bebidas reconfortantes (líquidos tibios y golosinas frías)
  • Haga gárgaras de agua salada
  • Use humidificador de aire frío para eliminar el aire seco que puede irritar aún más el dolor de garganta
  • Repose en la parte posterior

Remedios caseros

La picazón, el rascado y el ardor pueden ir acompañados de otros síntomas de un resfriado o un virus más grave. Sin embargo, en la mayoría de los casos, se puede encontrar alivio sin tener que acudir inmediatamente al médico, algunos remedios caseros que ayudan a aliviar las molestias del dolor de garganta pueden ser:

Miel

La miel mezclada con té, con limón o sola es un remedio casero para el dolor de garganta y la tos, eficaz para controlar los supresores de la tos comunes; la miel es un curador de heridas que puede ayudar a acelerar la curación de los dolores de garganta.

Té de manzanilla

El té de manzanilla es un calmante natural que puede aliviar el dolor de garganta. A menudo se usa por sus propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y astringentes que ayudan a reducir la inflamación y calmar otros síntomas del dolor de garganta.

La inhalación de vapor de manzanilla o beber té de manzanilla puede ayudar a aliviar los síntomas de un resfriado, incluido el dolor de garganta.

Menta

La menta es conocida por su capacidad para refrescar el aliento y aliviar el dolor de garganta. La menta contiene mentol, que ayuda a diluir la mucosidad y calmar el dolor de garganta y la tos, ya que tiene propiedades antiinflamatorias, antibacterianas y antivirales que pueden estimular la curación.

Gárgaras con bicarbonato de sodio

Las gárgaras de bicarbonato de sodio mezclado con agua salada pueden ayudar a aliviar el dolor de garganta, matar las bacterias y prevenir el crecimiento de levaduras y hongos.

Para las gárgaras, debe hacer una combinación de 1 taza de agua tibia, 1/4 de cucharadita de bicarbonato de sodio y 1/8 de cucharadita de sal. Se recomienda usar el enjuague cada tres horas según sea necesario.

Vinagre de sidra de manzana

El vinagre de sidra de manzana tiene muchos usos antibacterianos para combatir el dolor y las infecciones. Debido a su naturaleza ácida, se puede usar para ayudar a descomponer las membranas mucosas en la garganta y evitar que las bacterias se propaguen.

Para las gárgaras, diluir de 1 a 2 cucharadas de vinagre en una taza de agua (puede ser agua caliente o tibia), tomar un pequeño sorbo de la mezcla y repetir todo el proceso una o dos veces por hora.

Ajo

El ajo también tiene propiedades antibacterianas naturales, contiene alicina, un compuesto organosulfurado conocido por su capacidad que ayuda a combatir infecciones.

Tomar un suplemento de ajo de forma regular puede ayudar a prevenir el virus del resfriado común. Agregar ajo fresco a la dieta también es una forma de obtener sus propiedades antimicrobianas.

¿Cuándo acudir al médico?

Cuando los niños menores presentan signos y síntomas graves como respiración dificultosa, dificultad para tragar o babeo inusual, se recomienda atención médica inmediata; por otro lado, un adulto debe acudir a asistencia médica cuando el dolor de garganta se asocia con alguno de los siguientes problemas:

  • Dolor de garganta severo o que dura más de una semana
  • Dificultad para tragar
  • Respiración dificultosa
  • Dificultad para abrir la boca
  • Dolor en las articulaciones
  • Dolor de oídos
  • Erupción
  • Fiebre superior a 38 °C
  • Sangre en la saliva o flema
  • Dolores de garganta frecuentes
  • Bulto en el cuello
  • Ronquera que dura más de dos semanas
  • Hinchazón en el cuello o cara

La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo