Semana masculina de París
Foto Archivo

A pocas semanas del Brexit, el éxodo empezó en el mundo de la moda. El diseñador Craig Green, una de las promesas británicas, desfilará en la Semana de la Moda masculina de París, después de que la pasarela de Milán albergó parte de los eventos de Londres.

Green, de 34 años de edad, es considerado por la edición británica de la revista Vogue como uno de los diseñadores más importantes que trabajan ahora en Londres.

Es un apasionado del uniforme y se encargó del vestuario de la película Alien: Covenant, de Ridley Scott. Su pase tendrá lugar el 19 de enero, último día de la Semana de la Moda parisina que empieza el martes.

Con 53 desfiles, París confirma su estatuto de capital mundial de la moda. El programa de sus semanas es cada vez más denso y extenso, con jóvenes marcas invitadas a desfilar junto a grandes casas históricas como Dior, Louis Vuitton y Hermès.

Pero la llegada de Craig Green envía un mensaje desafiante al Brexit, que se suma al acuerdo de la Cámara de la Moda italiana, firmante de una colaboración inédita para celebrar en Milán varios eventos de la Semana de la Moda de Londres.

«Es un mensaje que enviamos en pleno Brexit. Nosotros, como empresas de moda, queremos que nuestros países continúen colaborando», dijo Carlo Capasa, presidente de la Cámara italiana.

Reducida, la Semana de la Moda de Londres celebró por su parte el multiculturalismo.

En París, debutarán otras tres firmas en el calendario oficial. Botter, de la pareja de diseñadores holandeses Rushemy Botter y Lisi Herrebrugh, también directores artísticos de Nina Ricci; la estadounidense Rhude y la línea masculina de la francesa Rochas.

Con Palomo, sin Slimane ni Gvasalia

Palomo Spain, la marca española que causa sensación en la pasarela masculina mientras triunfa entre las estrellas femeninas, desfilará el domingo 19. Fuera del calendario oficial, su compatriota Oteyza, de los diseñadores Caterina Pañeda y Paul García de Oteyza, se estrenará el miércoles en la capital francesa.

La firma francesa Celine, en manos del gurú Hedi Slimane desde 2018, se ausentará del calendario y presentará un desfile mixto durante la Semana de la Moda femenina.

Otro gran ausente será el georgiano Demna Gvasalia, que en septiembre abandonó de forma inesperada su marca Vetements, cofundada con su hermano y entre cuyos principales clientes se encuentran Rihanna y Kanye West.

El estadounidense Virgil Abloh, estrella de los millennials, podría regresar a la pasarela para presentar las últimas colecciones de su firma Off-White y de la línea masculina de Louis Vuitton.

En noviembre, Abloh publicó un selfie en Instagram en el ascensor de la sede de Louis Vuitton en París, sugiriendo que volvió a emprender sus viajes.

Después de que el rey de la ropa callejera previó la muerte de esta tendencia en una entrevista reciente con la revista Dazed, está por verse cómo encarará sus próximas colecciones.