Colagreco
El chef argentino atendió la invitación del alcalde de Lyos para participar en la cuarta edición del festival de cocina callejera de la ciudad francesa | Foto: AFP

Mauro Colagreco, chef argentino de Mirazur, restaurante localizado en la Riviera Francesa y reconocido el pasado mes de junio como el Mejor del Mundo por la lista 50 Best, aseguró “que no le fue fácil” cocinar platos de entre 4 y 5 euros. A esos precios debían venderse las raciones de cada una de las preparaciones ofrecidas en la cuarta edición del festival de comida callejera de Lyon, en Francia.

Colagreco participó en este evento junto con otros 80 cocineros. Aseguró que el mayor desafío fue trabajar con productos de calidad, como el pulpo –bastante caro–. Lo sirvió con papas y verduras picadas al estilo pico de gallo. “Pero como siempre, conseguimos, preparando una gran cantidad, un precio aceptable que nos permitió salir adelante durante el festival”, agregó el chef, al referirse a la norma de este evento. El festival celebró su cuarta edición el pasado fin de semana.

Feliz de haber acogido al “mejor chef del mundo”, Emeric Richard, cofundador del festival culinario, recordó, sin embargo, que el evento quiere mostrar que “hay una forma de abordar la alta gastronomía de manera más simple, más amena y abierta a todos”.

Por ello, los organizadores pidieron este año a los chefs que las porciones fueran un poco más generosas. La idea era que dos platos y un postre fueran suficientes para una comida, es decir, unos 20 euros, incluida la bebida.