Los actores Tom Holland y Antonio Banderas rodaron esta semana en una cala de la Costa Brava (noreste de España) varias escenas de la película Uncharted, inspirada en una exitosa saga de videojuegos de más éxito y dirigida por Ruben Fielscher.

El rodaje se llevó a cabo el pasado día 13 en la cala Sa Boadella de Lloret de Mar (Girona), según informó este viernes el ayuntamiento de esa localidad, en la que, durante tres semanas, un equipo formado por entre 50 y 75 personas trabajó para adecuar ese escenario bajo un estricto protocolo de seguridad para evitar la propagación de la pandemia.

El estreno de Uncharted, la producción de mayor presupuesto de Sony Pictures para este año (más de 230 millones de dólares) y que tuvo que aplazar su calendario inicial debido a la pandemia, está previsto para el próximo mes de diciembre.

El impacto económico que ha supuesto el rodaje para esta localidad costera, en la que se eligieron figurantes de rasgos asiáticos y nórdicos, asciende a unos 175.000 dólares.

La ciudad, que cuenta desde 2007 con una división para facilitar y asesorar a los responsables de producciones cinematográficas interesados en rodar en el municipio, ya ha sido escenario de otros rodajes, como el de Sahara, la película protagonizada por Penélope Cruz y Matthew McConaughey.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo