Desde niño las cámaras y la televisión se convirtieron en la pasión de Roger Vargas, por eso se formó como comunicador en la Universidad Central de Venezuela y desde ese momento se propuso conquistar el mundo del entretenimiento.

Logró trabajar en varios medios de comunicación que fueron encausando sus sueños. En el año 2017 decidió emigrar a España en búsqueda de un mejor futuro, sin saber que se convertiría en el profesor de oratoria del concurso de belleza más importante de ese país.

Vargas fue el responsable de preparar a Ángela Ponce, primera Miss España transgénero, para competir en el Miss Universo 2018 que se realizó en Tailandia. El joven narró en exclusiva para El Nacional que trabajar con Ponce le cambió la vida, al hablar sobre su relación con la representante de España se le llenó la voz de orgullo.

“Me ha dejado una enseñanza única que es descubrir el propósito real de la vida, entender que somos alma que venimos a experimentar en esta vida. Me enseñó a valorar a las personas por su  esencia y saber que somos seres que nacimos para ser libres”.

Su niñez transcurrió en Valle Guanape (Anzoátegui) y desde ese momento comenzó a construir sus metas en la televisión y el entretenimiento.  Comentó que una de sus metas es trabajar en el Miss Venezuela, por eso vio como una oportunidad ser parte del Miss Universo España.

“Mi sueño siempre fue trabajar en el Miss Venezuela como profesor de oratoria, nunca imaginé formar parte del Miss Universo España 2018. Actualmente puedo decir que trabajar con Ángela ha sido una gran oportunidad”.

Aunque emigrar le ha brindado varias oportunidades, recordar a Venezuela es algo que se ha vuelto rutina. Aseguró que extraña las cosas que dejó en el país, entre ellas: su familia.  “De Venezuela extraño todo: sus calles, sus paisajes, mi familia, El Ávila, todo. A cualquier lugar que vaya siempre llevo a Venezuela en el corazón”.


“Puedes emigrar, pero nunca podrás olvidar tus raíces”


Al describir a su familia, su voz se quebrantó. Sostuvo que recibir el apoyo de ellos ha sido su principal motivación para conseguir lo que se propone. “Mi familia es lo más importante, todo lo que soy se lo debo a ellos. Estamos lejos, pero la comunicación nunca falta porque ese amor transciende. Mis padres, junto a Dios, son las personas a las que más amo”.

Luego de viajar a Tailandia para acompañar a Ponce para participar en el Miss Universo 20018, varias propuestas de trabajo le llegaron a Vargas. Indicó que actualmente se mantiene trabajando con la Miss España 2018 en otros proyectos y que también espera iniciar en la televisión internacional para conseguir su mayor anhelo: ser conductor de televisión.

“Mi gran sueño desde niño es ser conductor de televisión y estoy trabajando para ello. Tengo muchos proyectos en radio y televisión. Me veo conquistando mis sueños”.

Se describe así mismo como una persona apasionada con su profesión y resaltó que el país europeo le abrió las puertas para conseguir sus logros. Sostuvo que todas las cosas que realice serán con profesionalismo y “llevando con orgullo la bandera de mi país”. 

“Estoy muy agradecido con España, aunque muchas emociones surgen al emigrar, este país me abrió sus puertas. Los españoles conmigo han sido muy receptivos y lo que siento por esta nación es agradecimiento”.

Roger Vargas, profesor de oratoria de Ángela Ponce, Miss España Universo 2018. Foto: Iván Dumont

Sobre Venezuela: Nos reencontraremos

Roger Vargas se muestra optimista al hablar sobre Venezuela, espera volver pronto al país para poder contribuir en lo que catalogó como la reconstrucción de Venezuela. También envió un mensaje de apoyo a  los venezolanos a quienes les pidió no perder la esperanza porque, a su juicio, muy pronto los ciudadanos se reencontrarán. 

“A los venezolanos les digo que mantengan la fe porque nada es para siempre. Debemos resistir un poco más y muy pronto los que nos fuimos vamos a volver para abrazarnos de una vez por todas como un solo país”.

A pesar de haber logrado varias de su metas, Vargas puntualizó que tiene varios sueños por cumplir y por ello le pidió a los jóvenes no dejar de luchar por cumplir sus proyectos debido a que considera que en medio de las circunstancias díficiles los sueños se hacen realidad.  “Con trabajo y disciplina cualquier cosa es posible, así que nunca debemos dejar de soñar”.