El cantautor Ricardo Arjona publicó este lunes en su cuenta de Instagram su opinión con respecto a la “neutralidad positiva” que decidió asumir el Vaticano frente a la crisis venezolana.

El fin de semana Pietro Parolín, secretario del Estado vaticano, dijo: «La actitud de la Santa Sede es de neutralidad positiva, no es la actitud de quienes se sientan delante de la ventana y observan de manera casi indiferente. Es la actitud de estar sobre las partes para superar el conflicto. Son las partes las que deben moverse en este punto, tal como sucedió cuando la Santa Sede aceptó ser parte del diálogo”.

Arjona, en un post que a esta hora suma más de 32.000 ‘me gusta’ y 2.600 comentarios, escribió: “El LIMBO según la teología católica es el mundo entre los vivos y los muertos (…) LIMBO, para resumir, es un lugar intermedio inmensamente parecido a la nada y pariente MUY cercano de lo NEUTRAL”.

“Se entiende (aunque huele mal) el limbo de algunos países con relación a Venezuela por circunstancias que bien pudieran ser producto de acuerdos previos, transacciones establecidas o compadrazgos simbólicos, que aunque son igualmente tristes, nunca tan tristes como la neutralidad del Vaticano. Se puede ser neutral en el nombre de un país, pero ¿se puede ser neutral en el nombre de  Dios? Mucho del fundamente de su doctrina tiene que ver con el pasaje de Poncio Pilatos como símbolo indiscutible de traición y cobardía al lavarse las manos. Ser neutral ante el inminente caos  venezolano, ¿no es lo mismo?”.