Antigüedad ex cónsul

El Tribunal Penal de El Cairo sentenció el martes al ex cónsul honorario de Italia en la localidad egipcia de Luxor, en el sur, a 15 años de cárcel. El diplomático envió ilegalmente más de 21.000 objetos antiguos de distintas épocas de Egipto a Italia en 2018.

Una fuente judicial informó a EFE que el ex representante en esa ciudad, Ladislav Otakar Skakal, recibió una condena a 15 años de cárcel en rebeldía.

El pasado septiembre, las autoridades egipcias emitieron un mandato de arresto contra el ciudadano italiano. También solicitaron a la Interpol que emitiera una alerta roja después de concluir las investigaciones sobre el envío de piezas históricas en un contenedor de mercancías con protección diplomática.

Según esas investigaciones, el ex cónsul honorario, que estuvo en el cargo hasta 2014, envió los objetos luego de llegar a un acuerdo con el encargado de la empresa de transporte. Incluso obtuvo ayuda de otros ciudadanos egipcios. Entre ellos estaba Butros Butros Gali. Es sobrino del difunto ex secretario general de la ONU y hermano de un ex ministro de Finanzas egipcio acusado de corrupción.

El caso se remonta a 2018. Las autoridades de aduanas de Salerno encontraron las antigüedades en el interior de un contenedor. Ante esta situación lanzaron la voz de alerta y dieron paso a las investigaciones en ambos países.

Italia entregó poco después las piezas arqueológicas incautadas a las autoridades egipcias. La Fiscalía General lo solicitó. Asimismo, comprobaron que habían llegado de forma ilegal y bajo la cobertura diplomática.

Por ello, Egipto trata de evitar el contrabando de antigüedades desde el país. Realiza grandes esfuerzos diplomáticos para recuperar los objetos robados que se encuentran en colecciones privadas en todo el mundo e incluso en museos.

Desde hace años El Cairo intenta recuperar el busto de la reina Nefertiti, custodiado en el Neues Museum de Berlín.