venezolano
El país importa un promedio de 170.000 barriles por día | Qué pasa en Venezuela

Tres buques petroleros con cargamentos de gasolina 91 octanos salieron de aguas venezolanas para ser descargados en Colombia, Cuba y Panamá este mes. La empresa estatal que maneja el petróleo venezolano usa estrategias de contrabando para que eso sea posible.

El Queen Zenobia zarpó a las 6:00 pm del 23 de enero rumbo a Cartagena de Indias, así lo informó Iván Freites, secretario general del Sindicato de Trabajadores Petroleros a El Nacional.

Ese día más temprano, a las 7:00 am, el Alicia salió rumbo a Matanzas, Cuba.

La tercera embarcación, Sandino, tuvo como destino Panamá y su ruta comenzó el 24 de enero a las 12:00 del mediodía.

Freites denunció que Pdvsa actúa con empresas contrabandistas de Aruba, Curazao, Trinidad, Colombia, Brasil, Rusia, Singapur, India, China, Malasia, República Dominicana, Georgia y España.

«Pdvsa está convertida en una empresa contrabandista y las autoridades de la petrolera están muy involucradas con bandas internacionales, no solo los funcionarios venezolanos están involucrados, incluyendo militares, sino empresas de esos países», afirmó.

El sindicalista explicó que la estatal venezolana, al no poder vender libremente el crudo venezolano por las sanciones de Estados Unidos, se dedica a contrabando y trueque.

«La gasolina que falta en Venezuela, esa gasolina se compra a escala internacional pero se hace un trueque y la cambian por crudo. 1 millón de barriles de crudo merey 16, lo cambian por 200.000 barriles de gasolina«, aseguró.

Venezuela importa un promedio de 170.000 barriles por día, 30.000 quedan en el mercado interno, los 140.000 restantes van para el contrabando.

Entrega de petróleo venezolano en alta mar

El régimen de Nicolás Maduro ha usado «buques fantasmas» para hacer la transferencia barco a barco de petróleo venezolano en alta mar.

Apagar los radares, cambiar el nombre de los barcos, salir con banderas abajo, son parte de los mecanismos que usa Pdvsa para evadir el rastreo de las autoridades.

«Todos los días salen buques y tienen las banderas abajo. Hay buques que aparecen registrados en Aruba y resulta que están aquí en el Centro Refinación Paraguaná. Hay barcos que se supone que están en Trinidad y resulta que están en Jose», denunció Freites.

Parte del monitoreo de las embarcaciones a escala internacional se hace vía satélite a través de Marine Traffic; sin embargo, muchos de los que tienen como ubicación el Caribe en realidad atracan en Venezuela.

Iván Freites, secretario general del Sindicato de Trabajadores Petroleros, afirma que esta es una de las tantas medidas que usa el régimen para sacar la mayor cantidad de petróleo sin ser supervisado.

«El Powe M aparece atracado en Aruba y resulta que ese buque está aquí en Amuay. Así, hay barcos que se ubican en otro lado del Caribe o del mundo y resulta que están aquí en Venezuela, en los puertos venezolanos. Esa es una manera de evadir las sanciones, el control internacional y de sacar el petróleo del país».

El sindicalista señaló que en estas operaciones participan bandas criminales internacionales que tienen como centro de operaciones Venezuela y su industria petrolera nacional.

También destacó que empresas mixtas y funcionarios de estas empresas están involucrados.

El 23 de enero, Rafael Ramírez, quien fue presidente de Pdvsa y ministro de Petróleo durante la gestión de Hugo Chávez, acusó directamente a Jorge Rodríguez, ministro de Comunicación del régimen, de participar en el saqueo de la estatal venezolana y en el Arco Minero del Orinoco.

«Jorge Rodríguez: eres el colmo del cinismo. Quien se hizo millonario con contratos eléctricos fue tu testaferro Majed Khalil. Alejandro Betancourt es socio de ustedes en Pdvsa con la empresa mixta Petrozamora y en la Faja con una empresa de maletín de Malta. Tengo las pruebas», escribió en Twitter el ex ministro.

@Desiparra