FMI
Foto archivo

Gerry Rice, portavoz del Fondo Monetario Internacional (FMI), indicó este jueves que las perspectivas para la economía global son menos catastróficas de lo proyectado en junio, aunque seguirán siendo muy difíciles para muchos países emergentes.

“Los datos recibidos recientemente sugieren que la perspectiva puede ser algo menos nefasta que en el momento de la actualización del informe de Perspectivas de la Economía Mundial, del 24 de junio, con partes de la economía global comenzando a cambiar de rumbo”, dijo Rice en rueda de prensa.

Sin embargo, precisó: “El panorama sigue siendo muy difícil debido a que los mercados emergentes, excepto China, enfrentan una situación precaria debido a la pandemia del coronavirus”.

Economía de la incertidumbre

El avance del covid-19 en el mundo, que ha dejado más de 978.000 muertos, ha forzado a los economistas a ajustar las proyecciones de la economía, en un ambiente de incertidumbre.

En junio, el Fondo proyectó que el PIB mundial iba a contraerse 4,9% en 2020 y que el virus iba a restar 12 billones de dólares a la economía en 2 años.

En abril el pronóstico era de una caída del PIB global de 3%.

El 13 de octubre el FMI actualizará sus previsiones en la reunión semestral del organismo, que al igual que en la edición de abril tendrá formato virtual por la pandemia.

Rice indicó que China y otras economías están registrando un desempeño mejor de lo esperado en el segundo trimestre, en parte debido a que las medidas de cuarentena fueron levantadas tras el confinamiento casi total instalado a principios del año.

“También estamos viendo signos de que el comercio global está empezando a recuperarse”, indicó Rice.

Segunda ola

Los economistas tienen miedo sobre el efecto de una segunda ola de infecciones que dañe la recuperación.

En los últimos días el alto nivel de contagios en Europa empujó a los gobiernos de España, Francia y Reino Unido a imponer restricciones para los ciudadanos.

“Quiero enfatizar que no estamos fuera de peligro”, indicó Rice.

“Una situación frágil”

El miércoles, el primer subdirector gerente del FMI, Geoffrey Okamoto, consideró que la situación global es “menos mala” de lo proyectado inicialmente, en particular en las economías avanzadas, pero señaló que el panorama no es homogéneo.

Okamoto señaló a América Latina como un ejemplo de la recuperación parcial y desigual y proyectó que la región se contraerá 9% este año, proyección levemente mejor que la de junio, cuando se pronosticó una caída del PIB regional de 9,4%.

La situación es especialmente frágil para los países que dependen del turismo y para las naciones que tienen necesidades de financiamiento muy importantes.

“Estamos preocupados de que la crisis esté anulando los progresos logrados en los últimos años para reducir la pobreza”, expresó Rice.

Al ser interrogado sobre las perspectivas de Estados Unidos, que es un motor importante del crecimiento mundial junto con China, el funcionario del FMI insistió en que los hogares y las empresas siguen enfrentando una situación difícil y señaló que el Fondo sigue aconsejando que el gobierno implemente rápidamente un paquete de ayudas.

En Washington, las conversaciones están atascadas para impulsar medidas de alivio antes de las elecciones de noviembre, comicios entre el presidente Donald Trump y su rival demócrata, Joe Biden, que se anuncian muy reñidos.

El FMI llamó la atención sobre el endeudamiento, en un momento en el que hay aumento significativo de la vulnerabilidad de la deuda en muchos países.

El Fondo indicó que considera indispensable mantener el gasto público para sostener la economía, pero exhortó a los países a tomar las medidas para intentar garantizar que la deuda se mantenga en niveles sostenibles, con una consolidación fiscal apropiada.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo