El precio de la carne ya se ubica en 2 millones de bolívares en los pocos negocios que han podido adquirirla en el estado Vargas. 

El encargado de una carnicería dijo para La Verdad de Vargas que cada vez que adquieren el alimento el proveedor la entrega con un incremento que oscila entre el 50% y el 100%. 

“Aquí tratamos de mantener los precios porque en otros locales están más elevados. Ya la situación es crítica porque son pocas las personas que pueden llevarse un kilo, apenas compran uno o dos bistec porque eso es lo que le permite su presupuesto”, dijo. 

Señaló que los ganaderos atribuyen los aumentos a la sequía. “Quien paga los platos rotos es el comerciante, pues debe desembolsar grandes cantidades de dinero para adquirir el producto y las ventas han caído”, dijo. 

Lea más en La Verdad de Vargas 


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo