El jugador venezolano Wilson Ramos, de los Mets de Nueva York, estaba en el círculo de espera, aguardando para consumir turno al bate, cuando su esposa se acercó a la malla protectora con una pancarta que decía: »Wilson, este es tu tercer hijo. Nosotros te amamos».

El receptor fue a batear con la mejor noticia que le pudieron dar en medio de un juego. Yely, esposa del pelotero, se mostró entusiasmada en el estadio City Field.

Ramos batea para .318, con cuatro cuadrangulares, ocho carreras impulsadas y ocho anotadas.

Con información de Lasmayores.com