El suizo Roger Federer, que dispuso de dos puntos de campeonato en la final que perdió ante el serbio Novak Djokovic, aseguró en su discurso que intentará olvidar la derrota aunque subrayó que, en cualquier caso, «ha sido un gran partido».

El helvético tuvo el servicio de su lado para llevarse su noveno título de Wimbledon y dispuso de un 40-15 que salvó Djokovic, a la postre campeón.

«Intentaré olvidarlo. Ha sido un gran partido, ha sido largo, lo di todo. Tuve muchas oportunidades, pero estoy feliz con mi actuación. Felicidades, Novak, ha sido una locura», dijo Federer, que perdió por tercera vez una final de Wimbledon ante el tenista de Belgrado.

«Espero poder darle la fe a otra gente de que a los 37 no todo está acabado», agregó el jugador que el próximo 8 de agosto cumplirá 38 años. EFE

Por su parte, el serbio Djokovic, ganador este domingo de su quinto título de Wimbledon, dijo que es «irreal» tener dos puntos de partido en contra y ganar, como hizo ante el suizo Roger Federer.

El helvético sacó para llevarse su noveno título de Wimbledon y dispuso de un 40-15 que salvó Djokovic, a la postre campeón.

«Esta fue, si no la más emocionante final que he jugado, ‘top dos o tres’. He jugado contra uno de los mejores de la historia, al que respeto mucho. Desafortunadamente, uno tiene que perder, los dos tuvimos oportunidades», expresó el de Belgrado.

«Es irreal tener dos puntos de partido en contra y ganar», añadió.

«Sé que lo he dicho antes, pero cuando tenía cuatro o cinco años, y soñaba con ser tenista, este era el torneo que soñaba con ganar. Me imaginaba que un día estaría aquí», explicó Djokovic, quien igualó este domingo al sueco Bjorn Borg con cinco entorchados en el All England Club.