El monegasco Charles Leclerc (Ferrari) le discutirá el tercer puesto n el Mundial de Fórmula Uno al holandés Max Verstappen (Red Bull) en el Gran Premio de Abu Dabi, el último del año.

El piloto declaró este jueves en el circuito de Yas Marina que ya habló con su compañero alemán Sebastian Vettel y que el accidente que ambos protagonizaron “no se volverá a repetir”.

Leclerc, de 22 años de edad, se refirió durante la rueda de prensa oficial de la FIA de este jueves en Yas Marina, al accidente entre ambos durante el pasado Gran Premio de Brasil.

En el encuentro con los medios también estaba prevista la comparecencia del cuádruple campeón mundial germano, que retrasó una jornada su llegada a los Emiratos Árabes Unidos al haber sido padre por tercera vez.

“Una acción bastante desafortunada”

“Le hemos dado unas vueltas al asunto, claro, para entender lo que pasó. Fue una acción bastante desafortunada, en el que ambos tuvimos alguna responsabilidad. Como equipo tenemos que ser menos agresivos entre nosotros y que esto no vuelva a suceder”, comentó el piloto monegasco.

“Coincidimos en Maranello, sí. Yo fui al simulador y pudimos discutir un poco acerca de lo sucedido. Seguro que esto no vuelve a pasar. Eso lo tenemos muy claro”, indicó Leclerc, que al ser preguntado al respecto admitió entre risas que no ha tachado a Vettel de su lista de envío de tarjetas navideñas.

Preguntado por las agencias de noticia si se ve ganando tantos Mundiales como el inglés Lewis Hamilton (Mercedes), que este año capturó su sexta corona, Leclerc contestó que no piensa tanto en ello: «pero con trabajo, todo se puede conseguir”.

Decisiones y suerte

“En tu carrera también pueden influir, y de hecho influyen, las decisiones que tomes. Y también, lógicamente, de la suerte que tengas”, manifestó el monegasco que lleva dos victorias en la Fórmula Uno.

Ambas han sido este año, en Spa-Francorchamps (Bélgica) y en Monza (Italia), nueve años después de que consiguiera el hasta entonces último triunfo en el templo ferrarista para la ‘Scuderia’ el doble campeón mundial asturiano Fernando Alonso.

“Pero yo sobre todo me centro en hacer mi trabajo de la mejor manera posible”, indicó Leclerc, que comentó que esta temporada fue “algo rara”. “No empezamos donde queríamos, pero después la progresión fue bastante buena”, opinó.

“El final de temporada, a excepción de Austin, que estábamos fuera de ritmo; y Brasil, no ha sido tan malo. Ojalá que podamos mantener esta racha para el año que viene y que la próxima temporada pueda luchar por el título”, manifestó Leclerc este jueves en Abu Dabi.