Un informe médico y la Federación Boliviana de Fútbol descartaron este lunes que los 4.000 metros de altura en que está ubicado un estadio en El Alto influyeran en la muerte de un árbitro el domingo en pleno partido.

Víctor Hugo Hurtado, árbitro de 32 años de edad, se desvaneció el domingo en pleno juego entre Always Ready y Oriente Petrolero, a causa de un ataque cardíaco y oosteriormente falleció en una clínica por un segundo infarto.

«No había un edema pulmonar, que en las enfermedades de altura es lo primero que se observa antes de que pase al sistema cardíaco», dijo el médico Erick Koziner, del club Always Ready, quien socorrió al juez. «La autopsia reveló un infarto agudo de miocardio, dos zonas de muerte proliferativas de células del corazón que ha provocado un edema cerebral porque no llegó oxígeno al cerebro y a partir de los cuatro minutos que no recibió oxígeno reaccionó de esta manera formando un edema», agregó. 

César Salinas, presidente de la Federación Boliviana de Fútbol, negó que la altura haya matado a Hurtado, como sostuvieron algunos medios internacionales. »»Es deplorable que, por esa circunstancia, haya gente adentro y afuera que no nos quiere y va a tratar de utilizar este tema (para perjudicar al fútbol boliviano, cuando) ya se ha demostrado que (el juego en altitud) no afecta. El informe preliminar que yo tengo es que sería una muerte súbita. La muerte súbita, según el médico de la selección, puede darse en cualquier lugar y bajo cualquier circunstancia, en una persona joven o en una persona mayor», dijo Salinas al canal de televisión ATB.

«La Federación ya tomó la iniciativa de invitar a cuatro profesionales especialistas en la materia para que emitan un informe muy clínico, muy médico, sobre el deceso del profesor Hurtado. El informe de los especialistas seguramente tardará unos 10 días y así vamos a evitar cualquier tipo de especulación», agregó.

En el torneo Apertura 2019, Hurtado dirigió tres partidos, sin inconveniente alguno, según fuentes deportivas. Orlando Herrera, primo del árbitro fallecido, declaró a los medios que el juez estaba familiarizado con la altura. »Él vivió un tiempo en El Alto, antes de iniciar su carrera como árbitro», dijo a medios locales.

«Hay que descartar la altura, porque no solo le hacen daño a Always, también a la población alteña. Existe el respaldo de la dirigencia para seguir jugando en El Alto y vamos a defender a capa y espada esta situación», dijo Andrés Costa, vicepresidente de Always Ready.

A 4.090 metros de altitud, el estadio municipal de El Alto, del club de primera división Always Ready, es uno de los más altos del planeta. En 2008, la FIFA decidió suspender la prohibición de disputar partidos internacionales por encima de 2.750 metros sobre el nivel del mar, medida tomada meses antes que afectaba La Paz y Quito.