FOTO: As.com

El Barcelona confía en que el partido de vuelta de octavos de final de la Champions contra el Nápoles, el 8 de agosto, se dispute en el Camp Nou, y de hecho un portavoz de la entidad confirmó este jueves 30 de julio a Efe que se trabaja conjuntamente con la UEFA sobre la operativa del encuentro.

Como consecuencia de la pandemia, la UEFA analiza cómo está la situación sanitaria en cada territorio donde se juega un partido de octavos de final y pidió al Barcelona un informe sobre la situación en Cataluña.

Al respecto, el club catalán se pusó en contacto con el Departamento de Salut de la Generalitat, que emitió un informe favorable sobre la situación en Cataluña, de acuerdo con la misma fuente.

“No hacemos previsión de que el partido no se juegue fuera de Barcelona”, comentó el portavoz a Efe. El Barcelona considera que existen las medidas de prevención y seguridad necesarias para la disputa del encuentro, que se jugará a puerta cerrada.

Además, desde el club se recuerda que la ciudad acoge turistas, pues no está prohibida la entrada en la capital catalana. Los otros escenarios donde está previsto que se jueguen partidos de octavos de final, Múnich, Manchester y Turín, también están siendo evaluados por la UEFA.

En el caso de un cambio de escenario, la alternativa sería Lisboa, sede de las eliminatorias de cuartos, semifinales y final de la Liga de Campeones de la presente temporada, una competencia que se disputaría excepcionalmente de esta manera.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo