El seleccionador venezolano, el argentino Fernando Duró, aseguró este domingo, tras la derrota ante Rusia (60-69), que de quedarse compitiendo un mes más a este nivel, lograrían el objetivo de derrotar a un equipo europeo en partido un oficial por primera vez.

«Creo que lo más importante es el crecimiento del equipo y cómo Venezuela compitió hoy  ante Rusia, buscó ese objetivo histórico que era ganar a un equipo europeo. Seguramente lo conseguiríamos si nos quedáramos aquí compitiendo contra potencias un mes más», aseguró Duró en la rueda de prensa pospartido.

«Me voy muy feliz de ver a mi equipo crecer y competir, me voy orgulloso de ellos», afirmó el seleccionador, que se despide del Mundial después de haber hecho que Venezuela entrara en la segunda fase por primera vez en su historia.

«Hay que hacer muchas cosas más -apuntó el técnico- para volver a otro Mundial. Espero que Venezuela se gane el respeto para volver a otro Mundial y ya nos conozcan un poquito más».

Para que esto ocurra, Duró insistió en la necesidad de «motorizar el baloncesto venezolano» y pidió la ayuda de sus pupilos: «(Para que) los jóvenes tengan la posibilidad de desarrollarse y que ya no todo nos sorprenda en un Mundial».

Sobre su futuro, se limitó a recordar la fecha de término de su contrato laboral: el próximo 15 de septiembre, cuando concluye el Mundial de China.