Siempre se ha dicho que el Estadio Universitario de Caracas es uno de los ideales y favoritos para los paleadores. Que las dimensiones, la ubicación con respecto a la brisa y el alumbrado otorgan una ligera ventaja a los jugadores al pararse en la caja de bateo, y que los equipos que hacen vida allí suelen ser los más beneficiados, aunque no siempre es así.

Cardenales de Lara aprovechó al máximo su visita al coso de Los Chaguaramos para desplegar una fuerte ofensiva y obtener par de victorias de manera categórica, la última anoche de 10-4 sobre Tiburones de La Guaira.

El equipo crepuscular desplegó una ofensiva de hasta 17 imparables para apabullar el pitcheo salado y además romperles la cadena de cuatro victorias consecutivas con las que llegaron al compromiso.

En ese arsenal destacó la actuación del foráneo Chuck Taylor, que se fue de 5-4 con cuadrangular y 6 carreras empujadas.

William Pérez también tuvo magnífica actuación, aunque desde la lomita, al contener la encendida ofensiva escuala. Pérez lanzó seis entradas completas, de tres hits, seis ponches y cuatro boletos, para adjudicarse su segundo triunfo en Venezuela, ambos esta temporada.

Tan destacada fue la presentación de Cardenales en el Universitario que en los tres días que vio acción fabricó en total 25 carreras y conectó 45 imparables, incluidos 3 vuelacercas.

Lara se mantiene en solitario en la quinta casilla de la tabla, ahora con marca de 20-19.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo