Google Sonos altavoces
Foto Archivo

Sonos presentó el martes una demanda contra Google en la que le acusa de copiar la tecnología de sus altavoces inteligentes y violar así sus patentes.

«Google copió de forma consciente y descarada nuestra tecnología patentada en la creación de sus productos de audio», indicó el consejero delegado de Sonos, Patrick Spence.

Sonos acusa a Google de infringir cinco de sus patentes. Entre ellas una que permite a los usuarios de altavoces inteligentes escuchar música mediante aparatos que se encuentran en distintas habitaciones.

También pidió a la Comisión Internacional de Comercio que prohíba la venta de laptops, teléfonos y altavoces fabricados por Google en Estados Unidos.

El martes, en la feria CES, Google anunció que desarrolló la tecnología para que su asistente personal, Google Assistant, lea páginas web en voz alta.

De acuerdo con la compañía, bastará con dictarle al teléfono «Hola, Google, léelo» u «Hola, Google, lee esta página».

Además, mediante un sistema de inteligencia artificial, el asistente podrá traducir el texto original hasta en 42 idiomas, incluyendo hindi, alemán o español.

El 18 de diciembre, Amazon, Apple y Google anunciaron que trabajarán conjuntamente para lograr un estándar que haga compatibles entre sí sus dispositivos para el hogar, basados en asistentes de voz.

Las tres grandes firmas tecnológicas colaborarán en el marco de la Alianza Zigbee. En ella también forman parte compañías como Ikea, Legrand, NXP Semiconductors, Resideo, Samsung SmartThings, Schneider Electric, Signify y Silicon Labs.