Foto: Pixabay

Aunque la variante inglesa del covid-19 concentra ahora todas las miradas, los científicos están sobre todo preocupados por la mutación E484K presente en otras versiones del virus, como las de Sudáfrica y Brasil, detectada en Japón, potencialmente capaz de volver menos eficaces las vacunas actuales.

Llamada E484K, esta mutación “es la más preocupante de todas” respecto a su impacto en la respuesta inmunitaria, afirma a la AFP Ravi Gupta, profesor de microbiología de la Universidad de Cambridge.

Las variantes son versiones diferentes del coronavirus inicial que aparecen con el tiempo, a medida que el virus muta, cosa que sucede cuando se replica.

Hasta ahora, se habían observado múltiples mutaciones del SARS-CoV-2, la mayoría sin consecuencia. Pero otras pueden mejorar su supervivencia, por ejemplo, volviéndolo más contagioso.

Las variantes que emergieron en Reino Unido, Sudáfrica, Brasil y Japón, este último con la llegada de una familia procedente del gigante sudamericano, tienen en común una mutación llamada N501Y, que explicaría su mayor transmisibilidad. Esta se sitúa en la proteína spike del coronavirus, una prominencia que le permite penetrar en las células.

Pero para la mutación E484K, pesan otro tipo de sospechas. Unos test en laboratorio mostraron que con esta, el organismo parece reconocer menos el virus, disminuyendo por tanto su neutralización por parte de los anticuerpos.

Un paciente es sacado de una ambulancia por personal del Royal Free Hospital en Londres el 11 de enero de 2021, ya que los crecientes casos del nuevo coronavirus están ejerciendo una presión cada vez mayor sobre los servicios de salud. Foto: Tolga Akmen / AFP

La mutación E484K

Esta mutación “podría ayudar al virus a sortear la protección inmunitaria adquirida por una infección anterior o por la vacunación”, según el doctor François Balloux, del University College de Londres, citado por el organismo británico Science Media Centre.

Esta “evasión inmunitaria” potencial podría por tanto tener un impacto sobre la eficacia de las vacunas, según los científicos.

El 8 de enero, BioNTech y Pfizer, fabricantes de la principal vacuna administrada en el mundo, aseguraron que esta es eficaz contra la mutación N501Y, pero sus análisis no versaron sobre la E484K, por lo que persisten las dudas sobre este punto.

Por otro lado, un estudio publicado el 6 de enero dio cuenta del caso de una brasileña enferma de covid-19 en mayo y que volvió a contagiarse en octubre con una variante portadora de la mutación E484K.

Esta segunda infección, más grave que la primera, podría indicar que la mutación provocó una respuesta inmunitaria menos eficaz de la paciente.

Sin embargo, por ahora nada indica que la E484K baste para que estas variantes se vuelvan resistentes a las vacunas actuales, según los científicos.

mutación E484K
Por ahora nada indica que la E484K baste para que estas variantes se vuelvan resistentes a las vacunas actuales, según los científicos. Foto: Pixabay

Nuevas mutaciones

Incluso si se demuestra que con esta mutación el organismo reconoce menos el virus, otros componentes de las variantes deberían seguir estando al alcance de los anticuerpos.

“Incluso si se pierde en eficacia, normalmente seguirá habiendo una neutralización del virus”, indicó Vincent Enouf, del Centro Nacional de Referencia de Virus Respiratorios del Instituto Pasteur de París.

“No creo que esta mutación por sí sola sea problemática para las vacunas”, según el inmunólogo Rino Rappuoli, investigador y responsable científico del gigante farmacéutico GlaxoSmithKline (GSK).

Este experto confirmó un estudio publicado el 28 de diciembre, cuyo objetivo era observar en laboratorio la emergencia de una variante, al dejar durante varias semanas el virus en presencia del plasma de un paciente curado del covid-19.

Después de menos de tres meses, apareció una variante resistente a los anticuerpos: era portadora de tres mutaciones, entre estas, la E484K.

“Hay que desarrollar vacunas y anticuerpos capaces de controlar las variantes emergentes”, concluye el estudio.

Para Gupta, la mutación E484K “podría ser el principio de los problemas” para las vacunas.

“Por ahora, todas las vacunas deberían ser eficaces, pero lo que nos preocupa es la perspectiva de futuras mutaciones que se sumarían” a las ya existentes, según este especialista, que insta a “vacunar lo más rápidamente posible en todo el mundo”.

Varias farmacéuticas aseguraron recientemente que serían capaces de suministrar rápidamente nuevas versiones de sus vacunas de ser necesario.

mutación E484K
Para Ravi Gupta, profesor de microbiología de la Universidad de Cambridge, la mutación E484K “podría ser el principio de los problemas” para las vacunas.. Foto: Pixabay

De Brasil a Japón

Un investigador brasileño confirmó que la variante de coronavirus detectada en viajantes japoneses que pasaron por la región amazónica provienen de un linaje que circula en el país sudamericano probablemente desde diciembre.

Las autoridades japonesas indicaron el martes que intentaban aislar una nueva variante del coronavirus, detectada en cuatro personas provenientes de Brasil, para analizarla mejor.

“Eso podría llevar entre varias semanas y varios meses” y “por lo tanto es difícil decir ahora cuándo podremos dar detalles”, dijo a la AFP un responsable del Ministerio nipón de Salud.

La variante fue detectada en dos adultos y dos niños llegados a Japón el 2 de enero provenientes de Brasil. La mujer y uno de los niños, un varón, tuvieron síntomas moderados. La cuarta persona, una niña, es asintomática.

Una de los cuatro contagiados, un hombre de unos 40 años de edad, fue hospitalizado por dificultades respiratorias.

La gente camina en la estación de Shinagawa en Tokio el 13 de enero de 2021 cuando el país expandió el estado de emergencia del coronavirus covid-19 a siete regiones más y endurecieron las restricciones fronterizas. Foto: Philip Fong / AFP

Entre diciembre y enero

El investigador brasileño Felipe Naveca, que trabaja con el prestigioso instituto Fiocruz, confirmó que esa variante del SARS-CoV-2 constituye una evolución “de un linaje viral de Brasil, que circula en Amazonas”, que fue “denominada provisoriamente B.1.1.28 (K417N / E484K / N501Y)”.

“Los hallazgos apuntan a que la mutación detectada en la variante de B.1.1.28 es un fenómeno reciente, probablemente ocurrido entre diciembre de 2020 y enero de 2021”, precisó Fiocruz en un comunicado.

Naveca está realizando “un estudio genómico de personas recientemente infectadas con el SARS-CoV-2 en el estado de Amazonas, para detectar la circulación de ese linaje”, agregó.

El fin de semana, Japón notificó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre esa nueva variante.

“Cuanto más se expanda el covid-19, más posibilidades hay de que siga evolucionando. La transmisibilidad de algunas variantes del virus parece estar en aumento”, dijo el lunes el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

La institución advirtió este miércoles que una tercera “variante preocupante” hallada en Japón puede tener un impacto en la respuesta inmunitaria y necesita ser más investigada.

Todas las mutaciones de un virus no son necesariamente más contagiosas o peligrosas.


La democracia muere cuando hay censura. Hoy tú puedes ayudar a mantener el periodismo independiente solo con USD 3 al mes. ¡Aporta y sé parte de la solución!


amex logo Master Card logo PayPal logo Visa logo Zelle logo