seguridad pagos online

Son cada vez más las personas que, por una razón u otra, realizan pagos a través de Internet. Las tiendas de comercio electrónico y las plataformas que ofrecen servicios, como Netflix o un casino online, son completamente seguras, siempre que cumplan con ciertos requisitos para proteger la información del usuario. Sin embargo, tú mismo también puedes tomar algunas precauciones para estar protegido. A continuación, te presentamos consejos para mantener la seguridad en los pagos online.

1. Usar una red privada

El primer paso para proteger tu información financiera es usar una red privada. ¿Qué significa esto? Pues que si te conectas a un wifi público es probable que muchas otras personas también estén utilizando esa red y puedan acceder a tu información. Esto quiere decir que, para proteger tus datos, debes conectarte a Internet a través de una red de wifi que requiera contraseña. Esto limita el número de usuarios que pueden conectarse a la red y, por lo tanto, crea un entorno seguro.

Del mismo modo, puedes utilizar tus datos móviles para hacer transacciones seguras, siempre que no estés compartiéndolos con otros dispositivos que no reconoces.

2. Elegir sitios confiables

Por otro lado, antes de realizar una compra online debes asegurarte de que el sitio sea confiable.

Para crear un entorno seguro, las plataformas operan en un entorno impenetrable que cifra la información que comparten allí los usuarios, de modo que nadie más pueda acceder a ella. Sin embargo, también existen sitios maliciosos que operan en estos entornos para engañar al usuario.

Lo más importante para no tener dudas es elegir marcas que sean reconocidas. Por ejemplo, si quieres jugar al casino online, Betsson es uno de los proveedores más destacados del mercado. Por lo tanto, es una alternativa segura. Conocer a las empresas que se encuentran detrás de los sitios web que visitas es la mejor manera de asegurarte de que tus pagos estarán protegidos.

3. Seleccionar métodos de pago seguros

Finalmente, para que tus pagos estén protegidos debes elegir cuidadosamente el medio de pago.

En la actualidad, las tiendas de comercio electrónico y otras plataformas ofrecen varias pasarelas de pago para que puedas estar seguro al hacer transacciones. Skrill y Paysafecard son algunos ejemplos de métodos de pago en los que puedes confiar. Por otro lado, siempre puedes optar por pagar directamente con tu tarjeta de crédito o débito.

Sin embargo, debes asegurarte de que el sitio web te redirija a un entorno seguro en el que introducir tu información. Desconfía de aquellos sitios que ofrezcan medios de pago engañosos, como cheques, para que tus datos estén protegidos.

Cada vez es más común realizar pagos en Internet. Sin embargo, es importante que antes de introducir tus datos te asegures de que lo harás en un entorno protegido. El primer paso es usar una red privada, de modo que ningún tercero pueda conectarse a ella y robar tu información.

Por otra parte, debes elegir sitios que sean confiables y estén operados por marcas reconocidas. Por último, selecciona métodos de pago seguros y todas tus transacciones estarán protegidas.

Contenido patrocinado.


El periodismo independiente necesita del apoyo de sus lectores para continuar y garantizar que las noticias incómodas que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy, con tu apoyo, seguiremos trabajando arduamente por un periodismo libre de censuras!